Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:TEATRO

Elogio de la lectura

Sanchis Sinisterra es en nuestro teatro el gran teórico de la recepción. Ahora, esa misma recepción que él ha convertido en centro de su pedagogía teatral y que ha dado a la nueva dramaturgia catalana una dimensión singular, se ha convertido en el núcleo conceptual de su última obra dramática, El lector por horas, coproducción del Centro Dramático Nacional y del Teatre Nacional de Catalunya y primer montaje en castellano de este último. Lo que emerge de la trama de El lector por horas es la filosofía de Sanchis Sinisterra respecto a ese universo extraño que es el mundo de las experiencias y las sensibilidades ajenas que habitan las almas de los receptores, los lectores casuales, donde la evocación de paisajes, acciones y personajes de la narración se une a la experiencia propia para crear una imagen interior de un mundo externo que quizá ni exista. La trama es tan sencilla como inquietante. Celso, padre de la ciega Lorena, contrata los servicios de Ismael, lector por horas al que le exige ser sólo un órgano al servicio del texto. A través de las lecturas, sin embargo, la ciega irá desvelando su mundo interior, el de su padre y el del lector por horas en un argumento con ribetes góticos y la premonición de un final aciago.Con el Quijote y Madame Bovary como antecedentes ilustres en la locura de la imaginación sobreexcitada por la lectura, Sanchis deja que sea el público quien resuelva el rastro de incógnitas que los diálogos dejan a su paso. A través de la lectura y relectura de Durrell, Conrad, Flaubert o Faulkner se muestran los indicios de la historia íntima de los tres protagonistas, pero donde no caben las incógnitas es en la exposición magistral del entramado teórico donde Sanchis alcanza a revelar el extraño milagro de la comunicación. Muy bien se muestran los tres actores. Sobre ellos recae la dificultad extrema de mostrar lo innombrado y, en conjunto, alcanzan en alto grado la evocación. José Luis García Sánchez muestra una gran delicadeza a la hora de construir las escenas y de dotar de sentido la proximidad y lejanía de los personajes. En conjunto, pues, un montaje de extrema calidad.

El lector por horas

De José Sanchis Sinisterra. Dirección: José Luis García Sánchez. Intérpretes: Jordi Dauder, Clara Sanchis, Juan Diego. Escenografía: Quim Roy. Iluminación: Quico Gutiérrez. Vestuario: Ramon Ivars. Banda sonora: José A. Gutiérrez. Coproducción del Centro Dramático Nacional y el Teatre Nacional de Catalunya (TNC). TNC, Barcelona, 21 de enero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 23 de enero de 1999

Más información

  • 'EL LECTOR POR HORAS'