Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los expertos piden un pacto de Estado sobre las humanidades

La Fundación Alternativas organizó la semana pasada en Madrid un debate sobre la situación en que se encuentra la enseñanza e humanidades. En él participaron Victoria Camps, catedrática e Filosofía y Ética y presidenta e esta fundación; Fernando Savater, catedrático de Filosofía, y Javier Tusell, catedrático de Historia. Con más de 250 asistentes, a defensa de la faceta formativa e los alumnos predominó sobre cualquier otro tipo de factores y os expertos pidieron "un pacto de Estado".''Lo que está pasando en Esaña", apuntó Javier Tusell en referencia a la polémica sobre el reciente decreto presentado por a ministra Esperanza Aguirre, "ha sido muy desafortunado. amos a tener que dejar pasar el tiempo para construir un tratamito lógico de estas materias, sólo queda que se produzca una voluntad de consenso".

Victoria Camps corroboró: "Hasta ahora, el debate general se está llevando mal, porque se está centrando en la historia y el problema es más de fondo". Victoria Camps expresó su temor hacia la "invasión de las enseñanzas técnicas y utilitarias" en la formación de los alumnos. ''La imagen se está comiendo la letra", dijo, "y la economía está. omnipresente". "No podemos quedarnos con argumentos endogámicos; tenemos que potenciar la interdisciplinariedad en lugar de que cada sector de las humanidades defienda su propia parcela", añadió.

Fernado Savater propuso que los alumnos sean formados en una búsqueda del sentido de las cosas. ''La mayoría de los profesores, los padres y los alumnos confunden conocimiento con información y se trata de llegar a una filosofía de la reflexión", dijo. ''Las asignaturas de humanidades deberían estar vinculadas a establecer pautas de conocimiento, penetrando también en las ciencias a través de una capacidad de reflexión". Ante la inmensa carga lectiva de los alumnos, Savater propuso una jerarquización de las enseñanzas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 31 de marzo de 1998