Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un equipo español demuestra que un fármaco es activo contra el cáncer

La droga aún no ha sido probada en humanos

Cientificos españoles han demostrado que un fármaco sintetizado hace años por científicos alemanes tiene una actividad altamente selectiva contra las células cancerosas, provocando su suicidio o apoptosis sin afectar a las células sanas. El estudio se ha publicado en la revista Cancer Research, editada en EE UU.Su director, Faustino Mollinedo, del CSIC, ha explicado que esta droga se ha mostrado activa en varios tipos de células cancerosas de diversos orígenes y especialmente en células leucémicas. Su acción es espectacularmente rápida en ciertos casos. Aún no se ha aplicado a humanos.

Tras cuatro años de investigación en laboratorios, un equipo de científicos del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), de la Universidad de Valladolid y del hospital Marqués de Valdecilla (Santander), en colaboración con el Instituto Max-Planck de Friburgo (Alemania), ha demostrado que el compuesto conocido como Edelfosina (ET-18-OCH3) induce la muerte selectiva y rápida de células cancerosas sin que las normales se vean alteradas.El efecto de este compuesto químico (un eterfosfolípido) se explicaría por su interacción con una proteína que expresarían abundantemente sólo las células cancerosas y no así las sanas. Es esta proteína la que buscan ahora los investigadores. También han conseguido conocer las partes de la molécula de las que depende esta actividad anticancerosa y que resultarían inamovibles, en caso de buscar homólogos.

La droga se ha probado en células provenientes de médulas óseas de pacientes leucémicos y en células tumorales de pacientes con carcinoma de coIon y de pulmón, y, en todos los casos se ha mostrado "totalmente efectiva".

Los primeros ensayos preclínicos se harán probablemente para limpiar médula ósea para autotrasplante en pacientes leucémicos. Mollinedo afirmó ayer en Madrid que "la muerte de la célula tumoral es limpia. Estalla sin que se produzcan inflamaciones en las demás".

El investigador vallisoletano de 45 años también se mostró asombrado por el carácter destructor tan selectivo de la droga, que fue sintetizada hace unos años en Alemania a la vez que manifestó su temor a crear "más expectativas de lo que hay. Esto es un trabajo de laboratorio y su paso a la clínica es largo y difícil", señaló.

Ahora los investigadores centran sus estudios. en identificar la proteina que interactiva con la Edelfonsina y provoca su destrución.

Según explicó Mollinedo, algunos hospitales, entre ellos el Instituto Catalán de Oncología, van a iniciar los ensayos preclínicos para el posible empleo de esta droga en el tratamiento de los enfermos de cáncer.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 3 de abril de 1997