Las raíces indoeuropeas del español, reunidas en un diccionario

Agrupar las palabras españolas según su origen remoto no es sólo un ejercicio de filólogos, sino un instrumento imprescindible para conocer y usar el idioma. Cualquier diccionario etimológico dirá que escanciar deriva del germánico y quiere decir "dar de beber", pero sólo a través de su raíz indoeuropea skeng (torcido) sabemos que su auténtico significado es "inclinado (para servir el vino)". Después de más de seis años de trabajo, el lingüista de la Universidad de Michigan Edward A. Roberts y la filóloga española Bárbara Pastor han culminado el Diccionario etimológico indoeuropeo de la lengua española, que ha sido editado por Alianza. Lo presentaron ayer el académico y escritor Camilo José Cela, el director del Instituto Cervantes, Santiago de Mora, marqués de Tamarón, y el director de la Biblioteca Nacional, Luis Alberto de Cuenca, en el salón de actos de esta última institución.El Diccionario etimológico indoeuropeo de la lengua española, el primero de estas características que se publica en Europa, ofrece una referencia semántica de la etimología remota, la línea de transmisión por la que una palabra ha llegado al idioma español y la relación que guarda con voces pertenecientes a la misma familia. Del mismo origen indoeuropeo ped, por ejemplo, derivan a través de diferentes lenguas palabras españolas tan diversas como peatón, podio, pijama y babucha.

Trabajar, sufrir

"Es una información que no recogen los diccionarios etimológicos usuales", explica Bárbara Pastor, "y permite profundizar en el conocimiento del idioma". Además de curiosas averiguaciones, como que trabajar significa originariamente sufrir y sarcasmo, "sacar la sangre a uno", el diccionario es útil para diferenciar términos sinónimos y para conocer las palabras que el español ha tomado de otras lenguas.

"Espero que sirva para que los puristas de la lengua hablen con mayor conocimiento de causa", añade la filóloga. "Cuando critican el uso de anglicismos y galicismos y dicen, tal y como se recoge en cualquier diccionario, que esquí es un galicismo, desconocen que en realidad viene del escandinavo y tiene un significado claro, "trozo de palo". "Ha sido, desde luego, un trabajo apasionante que inició el profesor Roberts, que conoce 15 lenguas de hace una década, y al que yo me incorporé en l985". En palabras de Camilo José Cela, "un berenjenal de mucha ciencia y sabiduría, una camisa de once mil varas de inteligencia, amor y buen sentido".

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 15 de octubre de 1996.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterMÁSTER MÁS DEMANDADO

Lo más visto en...

Top 50