CiU y Partido Popular bloquean la ampliación de la ley del aborto en esta legislatura

Sólo un milagro -y no parece el asunto más propicio para que se produzca- podría permitir que el proyecto de ley para ampliar el aborto salga adelante en esta legislatura. La Mesa del Congreso aprobó ayer sendas propuestas del PP y de CiU para que una treintena de expertos comparezca ante la Comisión de Justicia e Interior y la ilustren sobre la ampliación del cuarto supuesto de despe nalización de la interrupción voluntaria del embarazo. Emilio Olabarría (del Partido Nacionalista Vasco) fue rotundo, al decir que con esta decisión se ha dado al proyecto "la puntilla definitiva".

, PP y CiU cuentan con cinco de los nueve miembros de la Mesa del Congreso y, aunque su propuesta tiene que ser refrendada por la Mesa de la Comisión de Justicia e Interior, no hay ninguna posibilidad real de que el proyecto pueda estar aprobado en el Congreso y el Senado antes del 31 de diciembre, fecha en que concluye el periodo de sesiones y que, si no hay cambios en las previsiones, será la última de esta legislatura.La Mesa del Congreso acordó que, si la comisión acepta celebrar las comparecencias, el plazo de presentación de enmiendas concluirá una semana después de la última comparecencia. Si se rechaza la presencia de expertos, el plazo de enmiendas concluirá 15 días después de esta decisión y tanto PP como CiU siguen pudiendo ampliar los plazos de enmiendas gracias a su mayoría.

Olabarría, diputado del PNV y miembro del órgano de dirección del Congreso, mostró ayer su posición contraria a la actitud de PP y CiU, ya que, en su opinión, se impide que la Cámara pueda debatir sobre un proyecto de ley y que incluso pueda celebrarse el debate de totalidad en el que ambos grupos solicitarían la devolución del proyecto al Gobierno.

José Beviá, vicepresidente primero del Congreso y diputado del PSOE, admitió que "si se aceptan las comparecencias, sena imposible que se aprobase el proyecto". Para Beviá, la Mesa del Congreso vivió ayer un claro ejemplo de obstruccionismo con esta forma alambicada para prorrogar, de hecho indefinidamente, los plazos de enmiendas".

Aunque no se concretó el número de expertos que acudirían a la comisión, Federico Trillo, del Grupo Popular, dijo que son representantes de la sociedad muy cualificados: académicos de Medicina, juristas, representantes dé asociaciones pro vida y feministas, además del fiscal general del Estado y la ministra de Sanidad.

La decisión final de la Mesa de la Comisión de Justicia e Interior está en el aire, ya que PSOE y PP cuentan con dos miembros cada uno y el quinto está vacante desde que renuncio Antonio Romero,(IU), ahora concejal en Málaga.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS