Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Recuperación a tiempo del sabotaje

Los técnicos e ingenieros del CERN han llegado a tiempo en su frenética carrera para conectar miles de cables y reinstalar los 1.300 módulos electrónicos que un empleado del centro sustrajo, el pasado 12 de febrero, en los sistemas de control de dos aceleradores de partículas. Los laboratorios del CERN empezaron a funcionar el día 2 de mayo -tras el periodo de intetrupción anual; aprovechado rutinariamente para revisar los equipos sin el retraso que se temía debido al insólito acto de sabotaje. Sólo el programa LEAR, de antiprotones, ha sufrido un retraso de 10 días.De los dos aceleradores afectados depende el funcionamiento de todas las instalaciones experimentales del CERN. Al ser descubierto y detenido, el empleado, Nicolas Blazianu, adujo motivos personales para arrancar y esconder los 1.300 módulos. Actualmente esta en prisión esperando juicio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 10 de mayo de 1995