Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PRESUPUESTOS DEL ESTADO PARA 1994

La inversión en carreteras será la mitad del dinero en infraestructuras

El Gobierno mantiene el compromiso de que la inversión pública en infraestructuras del conjunto de administraciones públicas se mantenga en el 5% del Producto Interior Bruto. Para lograrlo, la dotación presupuestaria del Estado asignada a Infraestructuras asciende a 844.100 millones de pesetas, lo que supone un crecimiento del 11,3% respecto al presupuesto de 1993. De este dinero la inversión directa del Ministerio de Obras Públicas es de 710.000 millones, un 51% de los cuales se dedicará a carreteras.Con ello, el Gobierno prevé concluir en 1994 el Primer Plan General de Carreteras, "salvo alguna excepción derivada de incidencias de ejecución". Ello exigirá un total de 364.800 millones de pesetas, un 7,2% más que en el presupuesto de 1993.

El resto del dinero se lo llevan Ferrocarriles (64.500 millones), Puertos y Costas (13.300 millones), Aeropuertos (68.000 millones) y Obras Hidráulicas (193.800 millones).

El año que viene, la Dirección General de Infraestructura Ferroviaria se concentrará, con el dinero asignado, en los planes de transporte de cercanías y en acondicionar el triángulo Madrid-Barcelona-Valencia para que el tren alcance velocidades máximas de 200 kilómetros por hora. El presupuesto total sube el 50% respecto de 1993.

La calidad del agua será el eje director de la política hidráulica de 1994. Y ello porque el Ministerio está convencido de que el agua disponible no es escasa. Esta filosofía se traduce en un mayor énfasis en las infraestructuras de depuración frente a las de incremento de la cantidad de agua disponible. La inversión directa -157.400 millones de pesetas- supone un 30% respecto a lo presupuestado el año pasado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 1 de octubre de 1993