Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno aprobará en enero una ley para subir un 2% el sueldo a los funcionarios

El Pleno de¡ Congreso aprobó definitivamente ayer, tras un breve debate, los Presupuestos Generales del Estado para 1993. Estos, por primera vez en muchos años, respetan la cifra de déficit del Estado propuesta por Carlos Solchaga y que se sitúa en el 2,3% del PIB. Sin embargo, este déficit se verá incrementado ya en enero, pues el primer Consejo de Ministros de 1993 aprobará un proyecto de ley de crédito extraordinario para subir el sueldo a los funcionarios un 2%. El Gobierno intenta así paliar el malestar de 2,4 millones de empleados del Estado, incluidas las empresas públicas.

El fracaso de la negocación colectiva, que ha provocado dos paros generales -los pasados 26 de noviembre y 15 de diciembre- en la Administración del Estado, se intentó subsanar con una enmienda en el Senado para subir un 2% los sueldos a los funcionarios, pero no prosperó. Ahora el Gobierno, por la vía de un crédito extraordinario, se compromete a llevar a cabo esa subida, que no satisface a los sindicatos.El presupuesto de 1993, según aseguró ayer Solchaga tras el pleno, "contribuirá a la consolidación presupuestaria para la convergencia económica", es decir, facilitará el ajuste que pretende el Gobierno. Las grandes cifras del presupuesto aprobado ayer no son superiores a las que envió el Gobierno a las Cortes. Antes bien, el trámite en el Senado ha servido para disminuir las previsiones de ingresos y gastos para mantener un déficit del 2,3% del PIB. Solchaga aseguró que aún no podía cuantificar el impacto sobre el déficit del crédito destinado a los funcionarios.

Las grandes cifras aprobadas ayer son las siguientes. La economía crecerá algo menos del 1% con una inflación del 4,5%. El gasto no financiero del Estado ascenderá a 14,7 billones de pesetas (frente a los 14,8 billones iniciales). Los ingresos no financieros se situarán en 13,3 billones de pesetas, frente a los 13,4 iniciales. El déficit queda fijado en los 1,4 billones de pesetas del proyecto inicial.

La mayor parte de los grupos de la oposición criticaron la ley de Presupuestos por la escasa determinación del Grupo Socialista a pactar enmiendas con ellos. Las intervenciones de todos los grupos estuvieron acompañadas de fuertes murmullos en la Cámara que provenían de las animadas conversaciones de los diputados, que aprovecharon el pleno para felicitarse las Pascuas.

Críticas de la oposición

En medio de las reiteradas llamadas al orden de Félix Pons, presidente del Congreso, el diputado del PP Ramón Aguirre tildó los presupuestos de "extraparlamentarios y clandestinos". El PP también criticó "en lo que ha quedado la reforma del Inem" pues, dijo, "el PSOE la ha despachado con una disposición adicional que traspasa el pago de las prestaciones por desempleo al Instiuto Nacional de la Seguridad Social". Esta reforma fue el eje de la discusión en el primer debate en pleno de los presupuestos, el 21 de octubre. Solchaga propuso entonces ceder la gestión del seguro de desempleo a sindicatos y empresarios, lo que éstos rechazaron.

Las críticas a los presupuestos también llegaron desde el grupo catalán. El diputado Francesc Homs lamentó que "el Gobierno haya desaprovechado una oportunidad para pactar los presupuestos que necesitamos para acercarnos a Europa". Desde IU, Ricardo Peralta, aseguró que "la política económica que contienen estos presupuestos es la que ha rechazado clamorosamente el pueblo americano". Peralta vaticinó que "el proyecto no será recordado positivamente por la sociedad española y menos que nadie por los trabajadores", debido al fuerte aumento de la tasa de desempleo que prevé.

Solchaga eludió ayer cualquier modificación de las previsiones, pero avanzó que el Ejecutivo estudia vías para explotar la Iniciativa de Crecimiento aprobada en la cumbre de Edimburgo. El ministro se mostró convencido de que la economía comenzará a recuperarse en el segundo semestre de 1993 y que en 1994 mejorará.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 29 de diciembre de 1992

Más información

  • El Congreso asume los presupuestos para 1993 con el 2,3% de déficit previsto por Solchaga