El Parlamento estudia declarar las marismas de Santoña reserva natural

El Parlamento estudia una proposición no de ley para declarar las marismas de Santoña reserva natural. El asunto se está tratando ahora en el Senado. Esta situación viene dada por la presión que durante años ha ejercido la Comunidad Europea sobre las autoridades españolas, y qué ha motivado numerosas quejas y un expediente contra España, tratado en el tribunal de Luxemburgo.

Fuentes del Instituto para la Conservación de la Naturaleza (Icona) han asegurado que los organismos que gestionan Doñana estudian una revisión de los planes urbanísticos de la zona, que podría culminar con un acuerdo para conceder indemnizaciones a los promotores de la polémica urbanización Dunas de Almonte, más conocida como Costa Doñana. Este proyecto, que tiene escasas posibilidades de salir adelante, según estas fuentes, preveía la construcción en los aledaños del parque de Doñana de una urbanización con capacidad para 32.000 personas, que se abastecería de los recursos acuíferos del parque.Esta política está concebida dentro del nuevo prisma de la gestión de los humedales en España, que se ha puesto de manifiesto en la conferencia internacional sobre zonas húmedas en el área meditarránea, celebrada esta semana en Grado (Italia) a propuesta de la Oficina Internacional para el Estudio de los Humedales y las Aves Acuáticas (IWRB). En la lista del convenio de Ramsar, firmado por España en 1982, se incluyen 17 zonas húmedas en territorio español, entre las que se encuentra el parque de Doñana y las Tablas de Dalmiel. En estos parajes, el Ministerio de Agricultura va a invertir este año 1.200 millones de pesetas y 170 millones respectivamente.

Asimismo leona ha presentado diez monografías sobre la flora y fauna en peligro que se incluyen dentro de los planes de actuación para la preservación de las 450 especies más amenazadas. Especies como la malvasia, águila imperial, lince, bucardo pirenaico, buitre negro, lobo o quebrantahuesos están en franco proceso de recuperación, según el biólogo Juan Manuel de Benito, aunque preocupa el aislamiento de algunas poblaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 07 de febrero de 1991.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50