_
_
_
_

La muerte del soldado de Torrejón, posible suicidio

La policía investiga la posibilidad de que el soldado norteamericano que fue encontrado muerto el lunes pasado en las proximidades de la base aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid) falleciera al suicidarse precipitándose al vacío desde lo alto de una grúa, según fuentes policiales.El cadáver del soldado raso Kurt M. Nelson, de 19 años, destinado en la base de utilización conjunta, fue hallado por una pareja en la madrugada del domingo al lunes en un edificio en construcción junto a un descampado próximo a las instalaciones militares de Torrejón.

La autopsia practicada el lunes por el forense apuntaba que las lesiones que presentaba el cuerpo -un fuerte golpe en la cabeza, erosiones en la espalda y una pierna rota- podrían obedecer a un atropello. Se llegaba a precisar incluso el lugar del accidente en una carretera cercana.

Sin embargo, una segunda autopsia, practicada en la mañana de ayer por un forense norteamericano, ha revelado que es más verosímil que el tipo de heridas percibidas respondan a un golpe recibido tras precipitarse el cuerpo al vacío. Para fuentes policiales próximas al caso, la hipótesis del atropello está "prácticamente descartada", mientras que cobra fuerza la posibilidad de que el soldado cayera al vacío tras arrojarse por propia voluntad.

Esta versión se ha reforzado por la circunstancia de que el cadáver se encontró tumbado sobre una pilastra de vigas junto a la base de una grúa. Estas fuentes sostienen que Kurt M. Nelson pudo arrojarse desde este punto. En este sentido, la Brigada de Homicidios, que trabaja en colaboración con la Policía Judicial de Torrejón, está efectuando pesquisas para esclarecer los movimientos realizados por el soldado en sus últimas horas.

Al parecer, y según las mismas fuentes policiales, antes de morir Kurt M. Nelson se había tomado unas copas con unos amigos en un pub de Torrejón, con quienes después se trasladó a un piso donde el soldado se despidió para volver a pie a la base. El militar fallecido iba a regresar próximamente a Estados Unidos, y por el momento no se han descubierto circunstancias personales que hagan sospechar un estado emocional depresivo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Concentración antidespidos

Unos 200 trabajadores de la base aérea de Torrejón intentaron ayer sin éxito concentrarse ante las oficinas de personal norteamericanas en protesta por los 25 despidos que el Ministerio de Defensa tramita por el desmantelamiento de estas instalaciones.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_