Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bush y Andrés Pérez dialogan sobre la situación centroamericana

El presidente de Venezuela, Carlos Andrés Pérez, concluyó ayer una visita oficial de dos días a Washington en la que, entre otros asuntos, discutió con su anfitrión, el presidente George Bush, la posibilidad de suministrar petróleo venezolano a Nicaragua, en un intento de compensar la disminución de los envíos de crudo soviético al país centroamericano tras la derrota electoral del Gobierno sandinista. El futuro de Cuba fue otro de los temas prominentes en las conversaciones entre los dos presidentes.Según informó el secretario de Estado adjunto para las Relaciones Interamericanas, Bernard Aaronson, Pérez reveló a Bush durante su entrevista en la Casa Blanca que había recibido un mensaje personal del líder soviético, Mijaíl Gorbachov, sobre Lituania.

En el mensaje, siempre según Aaronson, Gorbachov pidió a Pérez comprensión para su posición en el tema lituano, al tiempo que le solicitaba que explicara la complejidad de la situación al resto de los líderes latinoamericanos.

La situación en América Central, y concretamente en Nicaragua, fue objeto de especial atención en las conversaciones entre los dos presidentes. Pérez, que asistió en Managua a la toma de posesión de Violeta Chamorro un día antes de volar a Washington, expresó a Bush la necesidad de que tanto Estados Unidos como los países latinoamericanos apoyen decididamente a Chamorro. "El presidente venezolano es consciente de las dificultades [a las que se enfrenta la nueva presidenta nicaragüense], pero, como nosotros, es optimista sobre el futuro de Nicaragua", dijo Aaronson.

Cuba fue otro de los temas tratados en profundidad por Pérez y Bush. El presidente norteamericano aprovechó sus palabras de bienvenida a su huésped venezolano para hacer una referencia a Cuba sin citar por su. nombre a la isla caribeña. "Hoy, otro país [Nicaragua] se ha unido a las filas de la libertad. Es tiempo de pensar en el día, quizás no muy distante, en que todos los pueblos de este hemisferio vivan en libertad y democracia", dijo Bush.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de abril de 1990