Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La empresa de J. R

El secretario general de Nitratos de Castilla (NICAS), Joaquín Rodríguez González, lleva unos gemelos de oro en los puños de su camisa con las iniciales J.R. Se muestra abierto al diálogo, pero no a hacer concesiones. Aún así, admite que NICAS siempre ha lanzado óxidos de nitrógeno a la atmósfera, pero en términos más bajos de los permitidos.J.R. también sabe que esta vieja fábrica, propiedad de Fertilizantes S.A. en un 47%, es decir, del grupo kuwaití KIO, se rige por el decreto 833/75, lo que le permite contaminar más que a las empresas de nueva construcción. En términos legales, como señala el querellante Carlos Carrasco, "parece que esta empresa tuviera carta blanca para contaminar Valladolid". Joaquín Rodríguez (J.R.) lleva 26 años en la empresa y dice que ningún trabajador se ha muerto todavía de una afección respiratoria. "Creo que en todo este tiempo ha habido cuatro casos de afecciones pulmonares, pero no graves".

La fábrica no tiene depuradora, "porque no la necesitamos", y vierte sus desechos en el río y en los alrededores de una población cercana, Santovenia de Pisuerga. Tampoco cuenta con medidores permanentes para sus emisiones gaseosas. Algunas chimeneas poseen filtros, pero no eliminan los óxidos de nitrógeno que se generan en la producción de ácido nítrico y nitrato amónico cálcico, según el propio Joaquín Rodríguez.

Fuentes de los trabajadores señalaron a este diario: "Esto en verano es horroroso. A veces se tira nitrato amónico al río y los niveles de vertido no se suelen cumplir. Existen fisuras en algunas chimeneas, ademas de serios problemas de refrigeración en las mismas, por lo que a veces sale por ellas mucho óxido de nitrógeno, aunque no tanto como se está diciendo."

" Cada vez que viene un organismo oficial a medir los niveles de emisiones", añaden estas mismas fuentes, "los responsables de la empresa ordenan que se ponga la planta a mitad de producción".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 29 de enero de 1990