Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Documentos del general Miaja, donados al Archivo de Indianos

El archivo privado del general José Miaja Menánt, que fue presidente de la Junta de Defensa de Madrid por encargo del Gobierno republicano durante la Guerra Civil, fue entregado a finales de la pasada semana al patronato de la Fundación del Archivo de Indianos, cuya sede se encuentra en la quinta Guadalupe en Colombres en el oriente de Asturias. Entre los objetos que serán custodiados a partir de ahora por el Archivo se encuentran un busto del general realizado en bronce por el escultor Benlliure y que sufragaron, en su día, por suscripción popular los madrileños. Igualmente han sido donados una colección de fotograrias, recortes de prensa, numerosos objetos personales, entre ellos el uniforme del general, y una copia de las actas de la Junta de Defensa de Madrid.

El Archivo de Indianos ha organizado una exposición que permitirá la observación de todos estos objetos y documentos durante las próximas semanas. El presidente del Archivo de Indianos, Rafael Fernández, senador socialista y ex presidente del Principado de Asturias, ha declarado que con esta donación se abrirá un área dedicada a la emigración política de los asturianos que complementará a la ya existente dedicada fundamentalmente a la emigración por razones económicas. Rafael Fernández permaneció exiliado asimismo en México desde el final de la Guerra Civil hasta la restauración democrática.

El general Miaja, que había nacido en Oviedo, tomó la decisión de donar los objetos y documentos de su archivo personal poco antes de su muerte y decidió que fueran devueltos a su tierra una vez que se instaurase un régimen democrático. José Miaja murió en México en 1958.

El general Miaja fue ministro de Defensa con carácter de interino durante la República, presidente de la Junta de Defensa de Madrid,jefe de los ejércitos de la zona centro y sur. Ascendido a teniente general en 1939 presidió el Consejo Nacional de Defensa antes de verse obligado a exiliarse. Estaba condecorado con la Medalla de África, la Gran Cruz de San Hermenegildo y la Medalla al Mérito Militar de México.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de agosto de 1989