Plácido Domingo encandiló a 7.000 sorprendidos chinos

'La zarzuela es como el agua de los manantiales y el fuego", afirma un miembro del Politburó'

Ante los 7.000 sorprendidos espectadores del Gran Palacio del Pueblo de Pekín, el tenor español Plácido Domingo y los componentes de la compañía de zarzuela de José Tamayo culminaron un resonante éxito. El grupo español presentó ayer la Nueva antología de la zarzuela, que fue estrenada en el teatro Apolo de Madrid el pasado mes de diciembre. La sala, que en principio acogió con cierta reserva un género desconocido, terminó ovacionando a bailarines y cantantes, obligándoles a ofrecer varios bises.

Como exclusiva mundial, el espectáculo se abrió con dos actores chinos que recitaron el Laurel de Apolo, de Calderón de la Barca, traducido a su lengua, y explicaron brevemente en que consistía la zarzuela.Plácido Domingo comenzó su actuación interpretando El sembrador y El último romántico, pero puede decirse que verdaderamente llegó al público con Adiós Granada y con el dúo de La africana, interpretado junto con Josefina Arregui. Todo el cuerpo diplomático en Pekín y las más altas personalidades de la Repúbica Popular asistieron a la sesión.

Ministro de Cultura

Wang Meng, ministro de Cultura chino, declaró durante una entrevista concedida en el intermedio de la actuación: "La zarzuela me gusta mucho". Y añadió: "Ésta es la primera vez que la sala del gran Palacio de Pueblo ha sido acondicionada para un elenco tan numeroso de artistas".Por su parte, Hu Qili, miembro del Politburó del Partido Comunista chino, comentó a los curiosos: "La zarzuela es como el agua de los manantiales y el fuego".

José Tamayo, quien desde hace varias décadas muestra en diferentes giras internacionales este género tan particularmente español, dijo tras la actuación: "El éxito de hoy y los 150 millones de telespectadores chinos que verán la zarzuela, prueban que el género lírico español prende en todas partes". Y añadió: "Hasta en la China, como decimos los españoles cuando algo parece imposible".

La Nueva Antología de la Zarzuela ofreció dos funciones en la ciudad de Cantón y se representa desde ayer en Pekín con la participación especial de Plácido Domingo. Éste espectáculo es el primer resultado de un acuerdo de intercambio cultural hispano-chino, cuyo próximo paso será la presencia de la Ópera de Pekín en Madrid.

Plácido Domingo había actuado ya en la República Popular China el pasado sábado para un público restringido de críticos y músicos. Obtuvo también un enorme éxito por lo que, para la representación de ayer, había una gran expectación, a pesar de tratarse de un género completamente desconocido que los asistentes escuchaban por primera vez. La ópera al estilo occidental se ha convertido en un género muy popular en China desde que el país inició sus reformas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 19 de julio de 1988.