Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL DEBATE SOBRE LA ALIANZA ATLÁNTICA

Guerra afirma que salir de la OTAN traería perjuicios que pagarían los ciudadanos

"La salida de la Alianza Atlántica traería unos perjuicios que pagarían los ciudadanos españoles", afirmó anoche el vicepresidente del Gobierno, Alfonso Guerra, en el programa de TVE Punto y aparte. El vicesecretario general del PSOE defendió el sí a la permanencia en la OTAN, en los términos propuestos por el Gobierno, y dijo: "Así defendemos a la gente traba adora, a nuestra gente", porque "ser de izquierdas supone cumplir unos objetivos que beneficien a la mayoría de los ciudadanos".Guerra defendió la permanencia en la Alianza Atlántica porque España está "en la Comunidad Europea y salirse de uno de los órganos europeos puede suponer un gran perjuicio".

Tras admitir que su partido ha cambiado de posición en este asunto -"sería ridículo", aseguró, "decir lo contrario"-, Guerra explicó que ello se debe a que la posición inicial del PSOE se tomó antes de entrar en la OTAN, "mientras que ahora se trata de permanecer".

Dijo también el vicepresidente del Gobierno: "Si la decisión actual se hubiera tomado hace tres años no sé si estaríamos jurídicamente en la Comunidad Europea". Admitió implícitamente que la postura del Ejecutivo se había utilizado como arma negociadora con la CE. Aseguró también que el Gobierno tiene ahora tres años de experiencia, "y sabemos", precisó, "que nadie nos ha condicionado en nuestras decisiones soberanas", refiriéndose a países miembros de la organización defensiva.

Basó la convocatoria del referéndum en que "no hay que temer" lo que decidan los ciudadanos, y se mostró convencido en varias ocasiones de que el voto será favorable a la propuesta del Gobierno. Además, dijo, "quedará el tema zanjado y fundado en la voluntad popular".

A una pregunta sobre acusaciones de oscuridad en la pregunta que formulará el Gobierno, aseguró que al día siguiente de hacerla pública su partido promovió una encuesta telefónica de urgencia y 9 de cada 10 consultados dijeron que la entendían perfectamente, y el décimo, que no la conocía. "Si los líderes políticos tienen un coeficiente intelectual por debajo de la media de los ciudadanos... Yo creo que no", añadió.

Explicó también que no se incluirá la denominación OTAN en las papeletas, "porque OTAN no es una palabra, es una sigla y no puede figurar en un instrumento jurídico". Criticó la postura abstencionista de Coalición Popular y recordó que Manuel Fraga, presidente de AP, había dicho en la campaña gallega que él no mantendría nunca esa postura. Guerra aseguró que "la tendencia de la abstención puede ser hacia el no, y es peligroso porque sería responsabilidad de la derecha".

"No es cierto que aquí no se juega nada", dijo Guerra en otro momento para subrayar la importancia de la convocatoria y de que los ciudadanos acudan a votar. Explicó que los socialistas no se sienten solos, porque el Congreso estuvo de acuerdo con la pertenencia de España a la OTAN, "salvo cinco o seis diputados".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 4 de febrero de 1986