Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Repertorio popular en la Coral de Voces Blancas de Tenerife

La experiencia musical de la Coral de Voces Blancas de la Caja de Ahorros de Tenerife puede resultar única en el contexto de todo el Estado y, sin duda, singular a nivel europeo. Nueve años de trabajo continuado la distinguen como una formación con personalidad propia, prácticamente desconocida fuera de las islas. La presentación de su nuevo repertorio para la temporada 1982-1983, en el teatro Leal de La Laguna (Tenerife), al lado de Los Sabandeños, ha sido una prueba más de su empuje innovador. "Nuestra idea es ofrecer una nueva versión de la canción popular, con voces infantiles, que incluye desde arreglos de temas ya conocidos o de nueva creación, con música propia y textos de poetas contemporáneos o fallecidos, hasta ritmos del folklore de las islas. No he oído ningún grupo con nuestras características. "Sólo en disco tengo noticias del Molden Spauzen, de Praga, que se asemeja algo", declara el director de la coral, Alberto Delgado.

Pocas veces se habrá visto una coral infantil cantando, sin efectismos ni afectación, a poetas españoles y latinoamericanos y a compositores como Yupanqui, Jobim, Guarnieri, Chico Buarque o Teobaldo Power (el padre de la música canaria), todo un programa inusual. Y así, letras y músicas de Elfidio Alonso se mezclan con las de José C. Millares y el propio Delgado Priego, como una constante que identifica a este grupo de voces blancas desde sus mismos orígenes, hace casi una década, en que comenzó por cantar el Poema con niños, de Nicolás Guillén, o las canciones de Paco Ibáñez basadas en León Felipe o Goytisolo.

Se trata de un coro diferente al resto de las agrupaciones de su género, con un estilo distinto de interpretación, en el que la voz aparece, si se quiere, libre de corsés, y el director, lejos de agitar las manos al aire, toca la guitarra como un músico más, junto al bajo, Pedro Serrano y el percusionista Enrique Getino.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 2 de diciembre de 1982