_
_
_
_
_

Angola pide ayuda inmediata a todos los países amigos

El ministro angoleño de Salud, Agostinho Mendes de Carvalho, pidió ayer en Lisboa auxilio internacional "inmediato" y, denunció la permanencia en el sur de Angola de los soldados surafricanos invasores "apoyados por mercenarios, muchos de ellos portugueses". El ministro, que hizo escala en Portugal camino de Londres y Ghana, pidió ayuda humanitaria a "todos los países amigos" y especialmente a los 450.000 angoleños que abandonaron su país antes de la independencia y de que se instalara en Luanda el régimen marxista del fallecido presidente Agonstinho Neto.

Se trata", dijo el ministro, "de un problema humanitario y no político. Por eso esperamos la colaboración de todos los angoleños residentes en Portugal, sean de derechas o de izquierdas".

Ropas para heridos

Mendes de Carvalho añadió que su país necesita urgentemente medicamentos, material quirúrgico y sanitario, tiendas de campana y ropas para socorrer a los heridos y alojar y equipar a las víctimas de la agresión surafricana". "Las fuerzas surafricanas continúan ocupando gran parte del sur de Angola, donde realizan diariamente operaciones aéreas y terrestres contra nuestras posiciones militares y contra la población civil", agregó el ministro.

La intervención surafricana, inciada hace dos semanas, se prolonga a pesar de las afirmaciones formuladas por Pretoria de que retiraba sus tropas. Un grupo de periodistas extranjeros, invitado por las autoridades angolenas para visitar las "zonas siniestradas" de su país, ha podido comprobar que la aviación surafricana controlaba el espacio aéreo de Angola y siguió bombardeando durante el fin de semana objetivos militares y civiles en un área situada a doscientos kilómetros de la frontera con Namibia.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_