Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Reina entregó en El Escorial el Premio Europa Nostra

Un joven con armas en una bolsa, detenido antes del acto

En el histórico marco del Real Coliseo de Carlos III de San Lorenzo de El Escorial, la reina Sofía hizo entrega, ayer, del premio concedido por Europa Nostra, del Consejo de Europa, a Pedro y José Luis Martín y Mariano Bayón, responsables de la restauración del mencionado edificio, en el transcurso de un acto organizado por dicha entidad. Intervinieron la presidenta de Hispania Nostra, Carmen Salas, como representante de Europa Nostra, y Pedro Martín Gómez, director de la sociedad propietaria del Real Coliseo. El premio, una medalla de oro, subraya la actividad de los restauradores como ejemplo de conservación de un monumento histórico-artístico.

La entrega del premio, una de las cinco medallas que Europa Nostra otorga anualmente a quienes trabajan en la conservación de patrimonios artísticos, se desarrolló con toda normalidad. Con la Reina estaban en la presidencia del concierto que se celebró a continuación el ministro de Cultura, Ricardo de la Cierva, el alcalde de la ciudad y la citada representante de la asociación Europa Nostra. El recital fue ofrecido por el Trío de Madrid y fue patrocinado por la Dirección General de Música y Teatro. Antes, los autores de la reconstrucción del coliseo agradecieron la presencia de la Reina.«Agradecemos a Vuestra Majestad la presencia en este acto y esperamos que con vuestra intercesión, la rehabilitación del Real Coliseo sea un primer paso para convertir definitivamente a El Escorial en un foco de cultura y en un centro universitario, actualizando la idea de la reina María Cristina», dijo el señor Martín Gómez, que habló en nombre del equipo de técnicos, artistas y artesanos que han participado en los trabajos de restauración, todos ellos vecinos de San Lorenzo de El Escorial.

El señor Martín Gómez hizo un resumen de los antecedentes históricos desde que, en 1770, comenzó a edificarse el Real Coliseo, por encargo del rey Carlos III, según un proyecto del arquitecto francés Jaime Marquet, hasta que, el año pasado, una vez terminadas las obras de restauración, se inauguró nuevamente también con la asistencia de la reina Sofía. Terminó el señor Martín Gómez agradeciendo la ayuda de todos -entidades oficiales y particulares- que han colaborado en los trabajos de recuperación del edificio, iniciados en 1973, una vez salvado de la amenaza de la piqueta, gracias a una campaña que se llevó a cabo en la Prensa y a la compra del inmueble por la Sociedad de Fomento y Reconstrucción del Coliseo a su anterior propietario, IRISA.

Antes de que comenzara el acto, la policía detuvo a un joven sospechoso, que se mostraba nervioso entre el público que esperaba a la Reina en las inmediaciones del coliseo. Los servicios de seguridad descubrieron pronto que sus sospechas no carecían de sentido, porque el joven llevaba armas.

El muchacho detenido llevaba dos armas cortas, un revólver y una pistola, en el interior de una bolsa de deportes, según fuentes solventes consultadas por Europa Press.

Estas mismas fuentes señalan que cuando la reina Sofía se dirigía hacia el edificio del Coliseo Carlos III, el servicio de seguridad que la acompañaba detectó entre el público que contemplaba el paso de personalidades a un muchacho que parecía estar nervioso. En poder del joven se encontró una bolsa de deportes, en cuyo interior había una caja de zapatos que contenía las dos armas cortas.

A continuación, los servicios de seguridad entregaron al joven al cuartel de la Guardia Civil de San Lorenzo de El Escorial, donde quedó detenido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 8 de mayo de 1980