_
_
_
_
_

El Defensor del Pueblo andaluz advierte de que algunas actuaciones en la mezquita de Córdoba “no recogen su plural trayectoria histórica”

La institución andaluza también pide que los contenidos del Plan Director que regula el recinto debe adecuarse a “la comprensión integradora de sus valores culturales”

Visitantes en en interior de la mezquita-catedral de Córdoba.
Visitantes en en interior de la mezquita-catedral de Córdoba.PACO PUENTES
Eva Saiz

El Defensor del Pueblo andaluz considera que el Plan Director de la mezquita-catedral de córdoba, el documento que debe velar por la protección del enclave y que ha redactado de manera preliminar el cabildo, adolece de las garantías suficientes que aseguren que la Junta de Andalucía pueda velar por que la gestión y el uso que se haga del recinto cumplan con los valores históricos, culturales y artísticos reconocidos por la Unesco. Así se señala en una resolución en la que esta institución recomienda a la Consejería de Turismo, Cultura y Deporte que “potencie las funciones de adecuación y supervisión a la legalidad de las actuaciones de gestión y uso del conjunto mezquita-catedral”.

La instrucción del Defensor del Pueblo llega tras admitir una queja interpuesta por la Plataforma Mezquita de Córdoba, una organización ciudadana que defiende la titularidad pública del monumento y su identidad patrimonial, en la que advertía de los incumplimientos del Plan Director —redactado en 2021 por el cabildo, y que aún sigue pendiente de la aprobación definitiva por parte de la Junta― de las directrices de la Unesco, que declaró al enclave Patrimonio de la Humanidad. En ella se advertía de que se trataba al conjunto “como si fuera exclusivamente una Iglesia”, obviando la historia y arquitectura andalusí, y llamaba la atención sobre actuaciones como la eliminación de las celosías o la apertura de vanos en uno de los muros del Patio de los Naranjos, contrarias a la legislación sobre patrimonio.

Tras consultar con la Consejería de Turismo, Cultura y Deportes —competente en materia de patrimonio histórico andaluz―, el Defensor del Pueblo concluye en su informe que, si bien “es discutible” afirmar que en el Plan Director haya contenidos que “tengan como resultado inapelable la destrucción identitaria de los elementos andalusíes”, sí reconoce que “existen precedentes que contradicen la puesta de manifiesto de esos valores andalusíes del conjunto”, y enumera la instalación de un facistol en el Mihrab, exposiciones escolares poco compatibles con “el respeto a la ubicación elegida” o la eliminación, corregida, del término mezquita en la denominación y señalización del monumento. “Son todas actuaciones que no recogen una inteligente comprensión de la rica y plural trayectoria en todo el esplendor histórico del recinto”.

“Lagunas en la supervisión”

En relación con ese tratamiento y utilidad que el cabildo otorga a la mezquita- catedral, el Defensor del Pueblo andaluz llama la atención sobre la función de garante que asume la autoridad cultural, en este caso el Gobierno andaluz, en el marco de la definición de las directrices de uso y gestión del conjunto monumental. Tras advertir de que no es suficiente que el titular del enclave informe previamente de las actividades “a través de proyectos específicos sujetos al criterio previo de los responsables técnicos”, advierte de la importancia capital que tiene la Consejería de Cultura a la hora de supervisar “esos otros usos que tienen a la mezquita catedral como escenario y que merecen de un tratamiento de mayor rigor”, en alusión a los ejemplos antes enunciados en los que, de acuerdo con el Defensor “esa función supervisora y tuitiva ha ofrecido lagunas”.

En estos argumentos se basa su recomendación a la Junta para que potencie sus funciones supervisoras, la segunda que se recoge en la instrucción que también recomienda que atienda a unos “plazos razonables” para concluir y aprobar el Plan Director. El largo período de tiempo que lleva gestándose el documento, que en 2021 se trasladó a la Junta para su revisión, era otra de las quejas presentadas por la Plataforma. Sin este documento, cuya redacción viene recomendada en el Plan Nacional de Catedrales del Ministerio de Cultura, no ha sido posible poner coto a la proliferación de elementos religiosos, a la exhibición de exposiciones en su interior dedicadas exclusivamente al cristianismo e incluso a la información histórica que se ofrece al turista sobre el origen visigodo de la mezquita- catedral. Con todo, el que ha redactado el cabildo —pendiente ahora de incorporar unas recomendaciones muy laxas que la Consejería de Cultura le remitió el pasado mes de diciembre, más de dos años después de haber recibido el texto original― defiende la prevalencia “del uso cultual [de culto] frente al cultural” y le otorga “prioridad absoluta”, frente a cualquier otro.

Y en este sentido se enmarca una de las sugerencias que hace el Defensor del Pueblo en su informe, dirigida a que “se adecúen los contenidos del Plan a la comprensión integradora de los valores culturales del recinto monumental”. La segunda sugerencia que se incluye en la instrucción también responde a otra de las reclamaciones de la Plataforma y pide que se promueva “un efectivo ejercicio de participación ciudadana en los debates de la redacción” del Plan Director.

La diferencia entre una recomendación y una sugerencia es que la primera se traslada a la administración o autoridad competente la conveniencia de efectuar determinadas actuaciones porque se ha apreciado un defecto o irregularidad, mientras que la segunda se proponen medidas para solventar un asunto que, sin ser irregular, requiere de una actuación. La Consejería dispone ahora de un mes para adoptar las indicaciones solicitadas en la instrucción del Defensor del Pueblo.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por los mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Sobre la firma

Eva Saiz
Redactora jefa en Andalucía. Ha desarrollado su carrera profesional en el diario como responsable de la edición impresa y de contenidos y producción digital. Formó parte de la corresponsalía en Washington y ha estado en las secciones de España y Deportes. Licenciada en Derecho por Universidad Pontificia Comillas ICAI- ICADE y Máster de EL PAÍS.
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_