Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chillida será el gran protagonista de la reapertura de su museo

Chillida-Leku abre sus puertas el 17 de abril con una exposición antológica sobre el escultor vasco

Un grupo de visitantes en el museo Chillida-Leku.
Un grupo de visitantes en el museo Chillida-Leku.

Eduardo Chillida (San Sebastián, 1924-2002) será el protagonista único de la reapertura del museo Chillida-Leku, prevista para el próximo 17 de abril con una exposición antológica que incluirá esculturas que el artista vasco más universal creó entre finales de la década de los 40 y el año 2000. La muestra reunirá obras en hierro, granito, yeso y papel que reflejan el desarrollo creativo del artista, el uso de materiales y la evolución de sus ideas a lo largo de su carrera.

Eduardo Chillida. Ecos será la primera exposición de la nueva etapa que inicia Chillida-Leku tras permanecer cerrado al público desde 2011. El espacio expositivo ubicado en Hernani (Gipuzkoa), que Chillida y su esposa Pilar Belzunce fundaron en 2000 alrededor del caserío Zabalaga (del siglo XVI), reabre sus puertas con obras "raramente expuestas" y que provienen de préstamos realizados por museos, instituciones y colecciones privadas, según ha informado la familia en un comunicado.

Comisariada por Ignacio Chillida y el equipo de investigación del museo, la muestra incluirá series significativas como las Gravitaciones (esculturas en papel donde el relieve y el vacío cobran especial importancia) y las Lurras (piezas elaboradas con tierra chamota). Además de las piezas procedentes de la sucesión de Eduardo Chillida, se mostrarán otras recibidas de instituciones, como las esculturas de hierro Deseoso (1954), procedente de Fundación La Caixa, y Del plano oscuro (1956), que la Fundación ICO tiene en depósito en el Reina Sofía, además de varias piezas destacadas como Hierros de temblor (1957), Yunque de sueños VII (1959) o Buscando la luz III (1997).

Las salas superiores del caserío Zabalaga trazarán un recorrido dedicado a la escultura pública del autor, cuya obra monumental se encuentra hoy distribuida en más de 40 ciudades. El foco de esta parte de la muestra se centrará especialmente en la escultura Peine del viento XV, ubicada en San Sebastián, que próximamente será declarada como bien cultural con la categoría de conjunto monumental, el paso previo para que el Consistorio de la ciudad solicite a la UNESCO su declaración como Patrimonio de la Humanidad.

Para contextualizar las obras, en la muestra se podrá contemplar también importante material de archivo en el que se incluyen fotografías, manuscritos originales, correspondencia o catálogos de exposiciones de los primeros años de la trayectoria artística de Chillida, todos ellos pertenecientes a su archivo personal, conservado de forma permanente en el museo.

La reapertura de Chillida-Leku, que ha sido posible tras el acuerdo que la familia del artista firmó en noviembre de 2017 con la galería suiza Hauser & Wirth, llegará tas acondicionar la edificación central del museo, que conserva el mismo aspecto y estructura, pero ha mejorado su iluminación y accesibilidad.

El museo ofrecerá a los visitantes un servicio de cafetería, Lurra, dirigido por el chef Fede Pacha, que ha sido ideado para servir "productos locales de temporada y respetuosos con el medioambiente". Además, el pabellón también alojará la tienda del museo, con "una cuidada selección de libros de arte con un fuerte enfoque en la obra de Eduardo Chillida, así como nuevas publicaciones especializadas que actualmente se encuentran en proceso de edición".

El arquitecto Luis Laplace, en colaboración con Jon Essery Chillida, nieto del escultor, es el encargo de supervisar el proyecto, que cuenta con la aportación del paisajista holandés Piet Oudolf, pionero del movimiento "New Perennial" basado en los diseños de jardines bajo premisas ecológicas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >