Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Unesco elige los muros de piedra seca en España y otros siete países como Patrimonio de la Humanidad

La Convención de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura examina esta semana varias candidaturas en Mauricio

Muro de piedra en seco en Vilafranca (Castellón).
Muro de piedra en seco en Vilafranca (Castellón).

El arte de construir muros en piedra seca, tradicional en zonas rurales de Croacia, Chipre, Francia, Grecia, Italia, Eslovenia, España y Suiza, fue inscrito hoy por la Unesco en su Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. El Comité de Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Unesco consideró que "los muros de piedra seca desempeñan un papel esencial en la prevención de corrimientos de tierras, inundaciones y avalanchas". Una candidatura que por parte de España incluye a nueve comunidades autónomas en las que este arte está presente: Andalucía, Aragón, Asturias, Baleares, Canarias, Cataluña, Extremadura, Galicia y Valencia.

La Convención de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) anunció la decisión en su reunión de Port Luis (República de Mauricio), donde examina esta semana varias candidaturas para la citada lista.

Este tipo de muros se realizan mediante el apilamiento de piedras sin usar otros materiales de construcción salvo tierra seca, y están muy extendidos, sobre todo, en zonas rurales de estos países europeos, según se extrae del comunicado emitido por la Unesco. Estas estructuras no hacen daño al medio ambiente y son "un ejemplo de relación equilibrada entre el ser humano y la naturaleza", según la Unesco. Además de servir en la prevención de desastres naturales, también contribuyen a luchar contra la erosión y desertificación, a mejorar la biodiversidad y a crear condiciones microclimáticas propicias para la agricultura.

Esta era una de las candidaturas de España que la Unesco evaluaba, junto a las tamboradas, repiques rituales de tambor propios de diversas localidades (Teruel, Albacete y Córdoba, entre otras). También se anunció hoy la inclusión de las Parrandas de la región central de Cuba, una fiesta popular carnavalesca con origen en el siglo XVIII.

La Unesco evalúa otras propuestas latinoamericanas como las expresiones rituales y festivas de la cultura Congo de Panamá, la romería de Zapopan (centro de México), la tercera peregrinación más importante del país y el chamané, un estilo de música y danza propio de la provincia de Corrientes (Argentina).

La lista representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad reúne actualmente 399 tradiciones y conocimientos protegidos por el organismo de la ONU y 52 elementos más cuya supervivencia se considera amenazada, a la que se suman las candidaturas evaluadas esta semana en Mauricio.

Este martes, la entidad de la ONU anunció también que se incluirá la lucha tradicional coreana "ssirum/ssireum", una propuesta conjunta de las dos Coreas que constituía una iniciativa sin precedentes y con la que pretende contribuir a la reconciliación.

La Unesco también evaluó hoy las candidaturas para la Lista del Patrimonio Cultural Inmaterial que precisa medidas urgentes de salvaguardia e incluyó siete elementos, entre los que se encuentran el teatro de sombras de Siria o tres ritos de paso masculinos de la comunidad masái en Kenia (Ekinpaata, Eunoto y Olng'esherr).

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información