Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Trump ha revivido Twitter”

El periodista Mario Tascón compara en su libro ‘Aviario’ los comportamientos humanos en las redes sociales con los de los pájaros

El águila, uno de los pájaros del libro 'Aviario'. Ver fotogalería
El águila, uno de los pájaros del libro 'Aviario'.

Unas pían sin descanso, otras trinan, las hay de timbres alegres y de graznidos desagradables. Mientras algunas están ojo avizor, otras buscan bronca... Son algunas de las especies de aves que configuran el mundo de las redes sociales, en las que el comportamiento de los humanos es comparable a características de los pájaros. De eso trata Aviario (editorial Catarata), un libro en el periodista Mario Tascón describe cómo actúan los ciudadanos en Facebook o Twitter en comparación con esos animales. Los textos van acompañados por dibujos de medio centenar de aves, realizados por el ilustrador Javier Tascón, hermano del autor.

Lo que empezó como un divertimento, fue creciendo, hasta llegar a recibir peticiones del libro desde colegios. Aviario tiene hoy incluso su versión en Podium, la plataforma podcast de PRISA Radio, donde puede oírse a los ovíparos y al actor Josep Maria Pou describir sus características. Mario Tascón es experto en nuevas tecnologías e innovación, pero no en ornitología. "Sin embargo, me pareció una buena metáfora. En las redes hay un cierto teatro, no somos realmente así". Además había un motivo de peso para idear un aviario: "Larry, el pájaro azulejo, símbolo de Twitter", cuyo nombre procede de la devoción que tenía uno de los fundadores de esta red social por el mito de los Celtic de Boston Larry Bird, como explica el libro.

El pájaro mecánico que defecaba

Todas las especies que asoman el pico en el libro Aviario existen, aunque en algún caso haya sido fruto de la imaginación de un inventor. Es el caso del pato Vaucanson, un ave autómata creada en el siglo XVIII por el ingeniero francés Jacques de Vaucanson. El artefacto en cuestión tragaba, movía el cuello “e incluso supuestamente defecaba, gracias en realidad a unos líquidos camuflados en su interior que cuando se descubrieron dejaron en no muy buen lugar a su creador”, señala Mario Tascón, autor del libro. En la jungla de las redes sociales, los patos Vaucanson son “aquellos dedicados a programar mensajes o a analizar qué hora es la mejor para contestar un mensaje”, los que, en definitiva, actúan sin naturalidad alguna. Aviario también recoge curiosidades del mundo de los ovíparos, como que Alfred Hitchcock se inspiró en un suicidio masivo real de gaviotas para su película Los pájaros o que la revolución china de Mao Zedong ordenó el exterminio de los gorriones para que no acabaran con el grano. Una medida que provocó una plaga… de langostas.

"Las redes son hoy un bosque digital en el que hay un griterío confuso", señala Tascón, una algarabía en la que ha intentado poner un poco de orden. Sin embargo, no lanza un mensaje apocalíptico como describen algunos a las redes. "Se han convertido en lo esperado, hay mucha gente y hay comportamientos que antes no veías por los círculos en que te movías, pero que ahora te saltan delante y nos llaman la atención, como los haters. El que se haga público todo eso lo hace más cruento", sostiene.

En el libro advierte, por ejemplo, contra las cotorras, "que hablan sin esperar respuesta". "En las redes son cajas de resonancia de notas de prensa y comunicados oficiales, nada les interesa más que escucharse a sí mismas". Sí, varios de los arquetipos reseñados en Aviario están basados en el periodismo. "Es que Twitter está lleno de periodistas y pueden compararse con distintos ejemplares". Como el Martín pescador: "Rápidos, acechan a sus presas (exclusivas) y se abalanzan sobre ellas". Sin embargo, la especie dominante en las redes son los gorriones "por ser los pájaros más comunes". Precisamente por eso podría ser el símbolo de Facebook, "porque representa a la gente normal: cosmopolita, familiar, modesta...".

La evolución de este sistema de relaciones del siglo XXI apunta, según Tascón, a que, "como todas las modas en Internet, están a punto de ponerse en su punto medio, tras haber sido muy exitosas". Facebook posee 1.968 millones de usuarios, Instagram, 600; Twitter, 319; y Pinterest, 150. "A Twitter se le daba por muerto hace un par de años, parecía que su época había pasado, no encontraba cómo generar dinero. De repente llega a la Casa Blanca alguien como Donald Trump, que ha revivido Twitter porque legisla a golpe de tuit". En Aviario, el presidente de Estados Unidos es el gallo máximo. "No le importa lo que piensan los demás: dice lo que le parece y no se deja influir", escribe de esta ave doméstica.

El periodista Mario Tascón, la pasada semana en Madrid. ampliar foto
El periodista Mario Tascón, la pasada semana en Madrid.

Del gallinero nacional, Tascón lamenta que en las cuentas oficiales de los líderes de los principales partidos políticos "haya mucho de campaña". Fuera de ese tono, destaca dos ejemplos: Alberto Garzón, de Izquierda Unida, que las utiliza “como gabinete de prensa propio”. Y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, del PP. “Sabe manejarse muy bien en ese mundo”.

Del Albert Rivera tuitero asegura Tascón que el líder de Ciudadanos tiene algo de pavo real, "como gran divo que muestra sus mejores galas", pero que últimamente "se comporta como el avestruz". "Confían en que lo mejor para que no les vean es soterrar la cabeza". Pablo Iglesias, de Podemos, estaría representado por el raro pájaro kiwi, definido en Aviario como "el friki experto en series de televisión, películas de culto y videojuegos alternativos". El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, "está en Twitter porque tiene que estar, pero no interactúa y lo que dice es de poco interés", por lo que lo cataloga como mero reclamo para atraer a otros ejemplares. Y no hace falta pensar mucho para adivinar qué pájaro se identifica mejor con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. El ave fénix.

Más información