Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CRÍTICA | PLOT FOR PEACE

El espía que nunca fue

'Plot for peace', que narra la historia de un empresario en el Sudáfrica del 'apartheid', tiene todo lo que debe poseer un gran documental

Un fotograma del documental 'Plot for peace'.
Un fotograma del documental 'Plot for peace'.

Plot for peace tiene todo lo que debe poseer un gran documental: la revelación de un personaje oculto y de unas acciones casi desconocidas incluso para los muy bregados en el tema; unas materias con intereses históricos, políticos, periodísticos y emocionales, caso de la caída del apartheid en Sudáfrica, la liberación de Nelson Mandela, la guerra fría africana (y también la caliente) entre los propios estados africanos, con la influencia económica, estratégica y política de las grandes potencias mundiales; un guía que por fin sale de las sombras, el empresario francés Jean-Yves Ollivier, para contar con carisma, sentido de la narración e incluso del espectáculo y de la interpretación una historia apasionante con un punto de maquiavelismo, pero con hondura, pasión y hasta gracia.

Por si fuera poco, los responsables de la película, el español Carlos Agulló y la sudafricana Mandy Jacobson, han logrado entrevistar a los grandes protagonistas de estos eventos de los años ochenta, exjefes de Estado de Sudáfrica, Mozambique y Congo, exsecretarios de Estado y exministros de Asuntos Exteriores, un militar secuestrado... Un conglomerado de información, sin necesidad de narrador en off, en el que se nota la mano de Agulló, hasta ahora montador, pero nunca director de largometrajes, que ha sabido mezclar entrevistas, material audiovisual de archivo (mucho e importante) y una simbólica recreación con Ollivier, con los que acaba conformando un producto mayor, que lo mismo debe servir para enseñar en cualquier facultad de Historia, Periodismo o Políticas que para adentrarse en las aguas del espionaje más subyugante.

Que a este tipo "pequeñito y rechoncho", como alguien lo define en el documental, le den las gracias mandatarios de la izquierda y de la derecha, admiren su valentía y su valía, y le hayan condecorado tanto un presidente sudafricano del apartheid como el primer presidente de la nueva Sudáfrica, es como para no dudar de sus intenciones, sobre todo porque una de las pocas voces discordantes en la película la ofrece una activistas de una ONG que de lo más que le acusa es de "poco democrático", al no haber sido elegido en las urnas, ocupar cargo alguno ni tener que reportar a nadie de arriba. Ollivier, a diferencia de El hombre que nunca existió, aquel mítico personaje de película, parece que sí lo hizo. Así que habrá que definirlo simplemente como el espía que nunca fue.

PLOT FOR PEACE

Dirección: Carlos Agulló, Mandy Jacobson.

Intervienen: Jean-Yves Ollivier, Winnie Mandela, Thabo Mbeki, Joachim Chissano, Jorge Risquet.

Género: documental. Sudáfrica, 2013.

Duración: 84 minutos.