Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vox llevaría el Orgullo a la Casa de Campo: “Causan verdaderos problemas”

“Lo que hay es fobia hacia el colectivo. Nada más. No les gusta que estemos", dicen los colectivos LGTBQ

Javier Ortega Smith y Manuela Carmena, durante el debate previo a las elecciones municipales organizado este lunes por EL PAÍS y la Cadena SER.
Javier Ortega Smith y Manuela Carmena, durante el debate previo a las elecciones municipales organizado este lunes por EL PAÍS y la Cadena SER.

Los seis principales candidatos a la alcaldía de Madrid han confrontado este lunes sus proyectos para el Ayuntamiento de Madrid en un debate organizado por EL PAÍS y la Cadena SER. En el transcurso del debate, los aspirantes han sido preguntados sobre si mantendrán las subvenciones a las fiestas del Orgullo, uno de los eventos más conocidos internacionalmente de Madrid. Todos han afirmado que las mantendrán, pero el candidato de Vox ha subrayado que si llega al Gobierno de la capital sacará del centro de la ciudad esta celebración: “Los mandaríamos a la Casa de Campo”.

“Sí, las mantendremos” [las subvenciones], dijo Javier Ortega Smith, candidato del partido de ultraderecha Vox. Y añadió: “Sacándolos de Madrid porque causan verdaderos problemas y atascos. Los mandaríamos [en referencia al colectivo LGTBQ] a la Casa de Campo y, por supuesto, con un contrato de responsabilidad para que toda la limpieza que luego haya que hacer la paguen los organizadores”. 

La idea del traslado de la cita fuera del centro desató la reacción del candidato de Madrid en Pie Municipalista, Carlos Sánchez Mato, que llevaba un pin de Gaysperemoji que utilizó el partido ultra en un meme y del que la comunidad LGTBQ se apropió. "Me parece insultante", señaló Sánchez Mato. La alcaldesa, y candidata de Más Madrid, respondió con un mensaje directo: "Más Orgullo". Por su parte, la candidata de Ciudadanos, Begoña Villacís, opinó: "Por supuesto, mantenerlo en el sitio donde se celebra siempre, que yo llevo años asistiendo". El candidato socialista, Pepu Hernández, se mostró tajante: "El orgullo debe quedarse en Madrid. Vivimos en una de las mejores ciudades del mundo. Ahora que viejos fantasmas recorren Europa, Madrid tiene que ser ejemplo de apertura y tolerancia. Miles de personas vienen a celebrar su Orgullo a Madrid. Tiene que seguir siendo libre".

Las reacciones de los colectivos a la propuesta de Vox han sido inmediatas: “Si tratas de forma diferente el Orgullo con respecto a eventos multitudinarios —ya sean deportivos, religiosos o manifestaciones— el motivo es claro y se llama LGTB-fobia, opina Rubén López, portavoz de Arcópoli y responsable del Observatorio contra Delitos de Odio, que en 2018 registró 345 agresiones, un 7,5% más que el año anterior. López considera que la propuesta de la ultraderecha busca invisibilizar la cita. “Quieren mandarnos a un sitio donde no nos vean y el Orgullo va justo de lo contrario”, explica.

“Son tonterías. No le doy importancia. El orgullo es una fiesta y una manifestación. Si la quitan, nos invisibilizan”, apunta Carmen García, presidenta de Cogam. Las actividades del Orgullo del año pasado (las reivindicativas y las lúdicas) atrajeron a entre uno y dos millones de visitantes a la ciudad, según la organización. Eso implicó un gasto de unos 150 millones de euros, según los datos de la Confederación del Comercio Especializado en Madrid (Cocem). Como en todos los grandes eventos en el centro de la ciudad, la celebración lleva aparejada un importante dispositivo de cortes de tráfico y seguridad y otro de limpieza ante las toneladas de basura que se generan.

"Dicen que molestamos, pero eso es una sandez. El Ayuntamiento ya nos puso una multa [cuando era alcaldesa la popular Ana Botella]”, agrega la representante de Cogam. “Lo que hay es fobia hacia el colectivo. Nada más. No les gusta que estemos: querer invisibilizar algo es querer borrarnos del mapa”. El pleno del Ayuntamiento de Madrid aprobó en 2016, con la única abstención del Partido Popular, proteger el Orgullo y declararlo un evento de "especial significación ciudadana". Por su compromiso con el colectivo, en 2017, la capital acogió el WordPride: se convirtió en la capital mundial del Orgullo.

Carla Antonelli, diputada socialista en la Asamblea de Madrid y un referente del movimiento LGTBQ, también opinó sobre el asunto: "Le recuerdo al señor Smith que en la Comunidad de Madrid hay leyes de protección al colectivo, como la ley integral como la LGTBI-fobia. Lo que no tiene cabida en esta región son precisamente los LGTB-fóbicos; en sus declaraciones de hoy Ortega Smith demuestra que su partido lo es". La política quiso añadir que cuando hay otros eventos —"cuando viene el Papa, procesiones religiosas, eventos deportivos o cualquier festividad"— "pagamos todos los ciudadanos la recogida de basura. ¿Por qué en el Orgullo la tienen que recoger quienes asisten?". Antonelli también ha recordado que si las derechas tienen un solo concejal o diputado más, gobernarán: "Contestemos a la LGTBI-fobia en las urnas". Arcópoli también alerta sobre los posibles pactos poselectorales en los que la ultraderecha tenga protagonismo: “Hay que tener en cuenta quién va a pactar con un partido que quiere expulsarnos del centro de la ciudad [en referencia a Vox]". "Si te molesta el Orgullo, no cabes en nuestra ciudad”, zanja su portavoz.

Aquí puedes ver íntegro el vídeo del debate de candidatos a la alcaldía de Madrid.

[Apúntate a nuestro canal de Telegram para estar informado de la campaña del 26M]

Sí al Mutua Madrid Open de tenis, excepto Sánchez Mato

La cita deportiva de referencia en la capital es el Mutua Madrid Open. Y también ha formado parte del debate. Todos los partidos han apostado por su continuidad, excepto Carlos Sánchez Mato, de Madrid En Pie Municipalista: “Hay que reconsiderarlo. Cuesta dinero público”.

Este evento generó 107 millones de euros, según un estudio publicado por el diario Cinco Días en mayo del pasado año. La edición de este año ya está en marcha: arrancó el pasado 3 de mayo y finalizará el próximo domingo 12.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información