Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los Mossos sospechan que Reñé recibió 200.000 euros en ‘mordidas’

La policía catalana acusa al presidente de la Diputación de Lleida de un aumento patrimonial injustificado

El presidente de la Diputación de Lleida, Joan Reñé, detenido ayer.
El presidente de la Diputación de Lleida, Joan Reñé, detenido ayer.

El presidente de la Diputación de Lleida, Joan Reñé, ha visto incrementado de forma notable su patrimonio en los últimos años, según la investigación de los Mossos d’Esquadra sobre el dirigente de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) por presuntos delitos de corrupción. Fuentes de la investigación sostienen que tiene 200.000 euros en cuentas y productos bancarios, que se suma a una cantidad similar a nombre de su mujer y que no está justificado por vías legales. Los Mossos sospechan que deriva del pago de mordidas a empresas a cambio de la adjudicación de obras públicas licitadas por el ente provincial y ayuntamientos de Lleida.

Reñé fue detenido el martes por los Mossos junto a 25 personas más y quedó en libertad con cargos. Acudirá a declarar como investigado en las próximas semanas porque el juez quiere dar tiempo para que las defensas analicen los miles de folios de la causa, que además aún está bajo secreto de sumario. El magistrado investiga una trama formada por altos cargos de la Diputación de Lleida, responsables del servicio de carreteras de la comunidad y empresarios que, presuntamente, amañaban concursos en municipios gobernados por la extinta Convergència.

La investigación ha constatado que las empresas involucradas —entre otras, M y J Gruas, Ingeniería Inalba, Benito Arnó y Sorigué— formaban una suerte de cartel informal, de manera que lograban hacerse con las adjudicaciones de obras. A cambio, abonaban comisiones que iban del 3% al 8%. Algunas de esas compañías están involucradas en el llamado caso 3%, también de corrupción, que indaga la Audiencia Nacional y que versa sobre el pago de mordidas a Convergència. Y tanto en aquel caso como en este, se da la circunstancia de que han aportado donaciones a las fundaciones ligadas al partido.

La diferencia en el caso de Lleida es que, presuntamente, Reñé se quedaba para sí esas comisiones o al menos la mayor parte de ellas. Los pagos le eran entregados, según la hipótesis de los Mossos, en metálico. Los agentes llegan a esa conclusión porque, pese al aumento patrimonial, no han detectado movimientos bancarios o de tarjetas de crédito fuera de lo común. La causa permanece abierta desde 2016 por corrupción y “enriquecimiento personal”, indica el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) en un comunicado.

Además del análisis de las intervenciones telefónicas que ponen en evidencia la existencia de esa trama, los Mossos han analizado a fondo el patrimonio de Reñé. Tras ser detenido, el presidente del ente dio una rueda de prensa en la que aseguró que “nunca” ha cobrado “comisiones ni dinero de nadie” y que no hizo “nada mal”, por lo que descartó presentar su dimisión.

La investigación de los Mossos arrancó en 2016, después de que uno de los socios de M y J Gruas denunciase un pago en efectivo al presidente de la Diputación de Lleida a cambio de la gestión de diversas depuradoras. El dueño de la empresa, Josep Gruas, detenido el martes y puesto en libertad, circunscribe la denuncia a un “conflicto familiar”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >