Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Instrumentos reciclados, el milagro de Cateura

La Orquesta Infantil de Instrumentos reciclados actúa en San Sebastián y Madrid

El director Favio Chávez y dos de sus músicos mágicos.
El director Favio Chávez y dos de sus músicos mágicos.

Si la música ya es mágica, sacarla de lo más profundo de un vertedero adquiere la categoría de milagro. La Orquesta Infantil de Instrumentos reciclados de Cateura, integrada por niños en riesgo de exclusión procedentes de un barrio marginal de Asunción (Paraguay), sacarán armonías de sus chisteras recicladas en el Palacio Kursaal de San Sebastián, esta noche, y en Madrid, el próximo día 4, en el Teatro Real. 

Serán los escenarios en los que las latas de sardinas, cajas de palés, plásticos endurecidos y descoloridos o radiografías rotas, tuberías atascadas y cañerías, todos ellos recuperados del vertedero de Cateura interpretarán la partitura de una realidad difícil, dura y a veces cruenta, en la que están obligados a vivir millones de seres humanos. Los violines, violas, chelos y flautas hechos con chatarra, y las guitarras confeccionadas a partir de dos latas de galletas unidas en las manos de unos niños que hasta hace poco merodeaban el basurero, sonarán, seguro, de manera casi celestial.

Flautas traveseras diseñadas con tubos usados en viviendas, y toda clase de artilugios que emiten sonidos después de ser afinados con tenedores y cucharas elevan la música a otro nivel, el de la necesidad que se transforma en algo bello de la mano de la imaginación y la cratividad. Algunos de estos instrumentos se han subastado hasta por 20.000 dólares y personalidades como el papa Francisco, la reina Sofía, y músicos como Stevie Wonder ya tienen uno en su poder.

Esta tarde compartirán escenario en San Sebastián con el Orfeón Donostiarra y el solista Mikel Erentxun. En Madrid, los pequeños actuarán junto al cantante Manuel Carrasco, en un recital en el que también tomarán parte el presentador de televisión Christian Gálvez y la violinista Judith Mateo, en una cita promovida, al igual que la de Donostia, por Ecoembes, la organización medioambiental sin ánimo de lucro que promueve la sostenibilidad a través del reciclaje de envases.

Según explica su director, Fábio Chávez, la orquesta nació en el año 2006, cuando comenzó a trabajar como técnico en el vertedero de Cateura para involucrarse en un proyecto de reciclaje: "Me di cuenta de que podía incluir también mi afición por la música en ese trabajo, y dicho y hecho". En el repertorio incluyen canciones de los Beatles, Yesterday, un tango, música latina y temas originarios de Paraguay. El músico más pequeño, una  niña, tiene ocho años.

El guitarrista Juanjo Martínez, de 23 años describe la orquesta como  una vía de socialización y de crecimiento personal de sus componentes. "Un rescate que permite a los niños dedicarse a otra cosa y aprender, en un barrio en el que hay vandalismo y drogadicción". "Cuando los niños están en la escuela de música, se dedican a algo que les gusta y que les sirve para aprender, al tiempo que les mantiene alejados de otras actividades perniciosas", explica Martínez.

Más información