Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nueve detenidos en la última operación

Un juez de Cádiz investiga el entramado de empresas del exconsejero de Hacienda

Ángel Ojeda, exconsejero de Hacienda de Andalucía. Ampliar foto
Ángel Ojeda, exconsejero de Hacienda de Andalucía.

La policía ha detenido este martes a otra persona más relacionada con el entramado empresarial del exconsejero de Hacienda Ángel Ojeda (en el cargo entre 1987 y 1990) y ha hecho un nuevo registro. Ojeda está aún pendiente de que el titular del Juzgado de Instrucción 2 de Cádiz, Miguel Ángel López Marchena, le tome declaración en el marco de la Operación Óscar, una de las investigaciones abiertas sobre el supuesto fraude en cursos de formación en Andalucía.

Ojeda pasó la jornada del lunes en la comisaría de Sanlúcar de Barrameda y este martes ha sido trasladado a la de Cádiz, según fuentes policiales, a la espera de que el juez ultimase nuevas diligencias y le tomara declaración. Fue en esta localidad gaditana, en la que Ojeda pasaba las vacaciones, donde fue arrestado el lunes. De los nueve detenidos en total, cuatro han quedado en libertad, entre ellos, su hijo Marcos Ojeda, quien fue arrestado el mismo día en Madrid.

Cuatro de los arrestados han quedado en libertad, entre ellos, el hijo de Ojeda

El juzgado gaditano indaga sobre una denuncia interpuesta en Chiclana sobre el funcionamiento de estos cursos de formación, que fueron adjudicados en su día a las empresas de Ojeda. Esta instrucción es sólo una de las investigaciones abiertas para aclarar el papel que el exconsejero tuvo a la hora de gestionar fondos públicos para dar formación y facilitar la recolocación de trabajadores, entre ellos, los exempleados de Delphi. Las ayudas para los extrabajadores de la factoría gaditana también están siendo investigadas por la juez Mercedes Alaya, quien ya ha imputado al exconsejero de Empleo, Antonio Fernández.

La investigación llevada desde el juzgado de López Marchena trata de aclarar delitos contra la Administración como prevaricación, fraude y malversación, y también un delito de falsedad. Los arrestos y registros se han desarrollado en varias provincias por agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF), de la Brigada Central, que trata de comprobar un desvío millonario de ayudas públicas para cursos de formación.

El engaño fue valorado en un primer momento en torno a los 14 millones de euros, aunque se investiga el destino de otras muchas partidas que las empresas de Ojeda han recibido en los últimos años.

Más información