Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El fiscal cree que Cantos fue “crucial en el expolio” de Invercaria

Anticorrupción acusa al exdirectivo favorecer una inversión aunque los datos la "desaconsejaban”

Cristóbal Cantos a su llegada a los Juzgados de Sevilla, en julio pasado.  Ampliar foto
Cristóbal Cantos a su llegada a los Juzgados de Sevilla, en julio pasado.

La Fiscalía Anticorrupción cree que Cristóbal Cantos, el directivo que dio origen al caso Invercaria y actual director financiero de la Zona Franca de Cádiz, tuvo un “papel crucial en este presumible expolio de fondos públicos” que investiga el Juzgado de Instrucción 16 de Sevilla. Los fiscales Fernando Soto y Manuel Fernández rechazan con esta acusación la petición de Cantos de personarse en el caso como acusación particular.

El juez de Invercaria ha imputado ya al exdirectivo, pero, previamente, Anticorrupción redactó un escrito en el que se opone a que Cantos sea acusación particular y pide su imputación al entender que su papel en el caso es “crucial” y si no se le había imputado hasta ahora es “por el escrupuloso seguimiento” por parte de la Fiscalía y el Juzgado de las normas que rigen la imputación.

En su escrito, Anticorrupción recuerda que la policía tomó declaración a Cantos el 3 de diciembre y le imputó malversación de caudales públicos, “tomando como referencia la deficiente labor del mismo” al frente del área de promoción de Invercaria en la concesión de un préstamo a la empresa jiennense Fumapa. La Fiscalía considera que el papel de Cantos en la concesión de este préstamo es “esencial” al haber informado a favor sobre esta inversión “a pesar de los datos y antecedentes que la desaconsejaban”.

Cantos inició el caso Invercaria al denunciar presiones de Laura Gómiz, expresidenta de la empresa pública andaluza, para hacer informes falsos pero finalmente ha terminado imputado por las inversiones de 300.000 euros en Fumapa cuando él era director de Promoción de Invercaria.

Por otra parte, la policía ha pedido al juez de Invercaria que recabe información sobre un presunto delito fiscal cometido por la empresa Electronic Devices Manufacturer (EDM), en la que invirtió la empresa pública andaluza y que podría haber defraudado más de un millón de euros en IVA.

En un escrito remitido al juez, el grupo de blanqueo de la policía pide que se recabe del Juzgado de lo Penal 3 de Jaén la sentencia de una causa abierta contra esta empresa por delito fiscal y falsedad documental, en la que fueron juzgadas tres personas, que resultaron absueltas. La policía sospecha que las facturas que EDM presentó a Invercaria, por valor de 8.300 euros, se hicieron “en un solo acto”.