Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez imputa a Crespo y su familia por ocultar 22,7 millones de la lotería

El exvicepresidente de la Diputación de Valencia afirmó tener un solo décimo premiado

Sus padres y hermano ingresaron en bancos otros 159 boletos

Enrique Crespo, en la Ciudad de la Justicia de Valencia el pasado mayo.
Enrique Crespo, en la Ciudad de la Justicia de Valencia el pasado mayo.

El juez instructor del caso Emarsa, que indaga el vaciado de fondos públicos de la depuradora de Valencia, imputó este jueves por un supuesto delito de alzamiento de bienes (insolvencia punible) al expresidente de la sociedad, exvicepresidente de la Diputación de Valencia y exalcalde de Manises, el popular Enrique Crespo, así como a su hermano y a sus padres. En un duro auto, el magistrado Vicente Ríos destacó que existen indicios de que Crespo distribuyó entre sus familiares hasta 22,7 millones de euros en décimos de Lotería de Navidad para evitar que le fueran embargados.

El 22 de diciembre de 2011, estando ya imputado en la causa por malversación de caudales públicos, Crespo tuvo un gran día. El grupo municipal del PP de Manises (Valencia), que él presidía, repartió buena parte del segundo premio de la Lotería de Navidad. En un ambiente de euforia general en el municipio, Crespo declaró a la prensa que no sabía cuánto dinero había ganado, pero que tenía “bastantes” décimos premiados. Le había tocado más, añadió, que a su compañero Alfonso Rus, presidente de la Diputación de Valencia. Rus sí concretó su premio: 625.000 euros, y también dijo que Crespo había ganado más.

El mismo día, ante las informaciones publicadas, el juez requirió a Crespo que informase de cuántos décimos tenía, de qué serie y fracción. El 23 de diciembre, el abogado del aún alcalde de Manises contestó que solo uno.

En los tres meses siguientes, según ha revelado la investigación judicial en una pieza que fue declarada secreta, el hermano y los padres del político valenciano depositaron para su cobro 159 décimos y 193 participaciones en entidades financieras de distintos municipios, incluidas algunas en las que no tenían cuentas, por un importe total de 22,7 millones.

“No es fácilmente comprensible, por carecer de toda lógica, que cuando una persona resulta agraciada con un premio de lotería, singularmente si este es un premio tan importante como el segundo premio de la Lotería de Navidad, proceda a gestionar el cobro del mismo en distintos momentos, separados en el tiempo semanas e incluso meses, toda vez que corre el riesgo de pérdida, deterioro o sustracción de los documentos portadores del premio. Y si no es fácilmente comprensible que una persona proceda de este modo, menos aún lo es que lo hagan tres, todas ellas estrechamente vinculadas a Enrique Crespo y de su máxima confianza”, señaló este jueves el juez. Parece, prosiguió, “como si estuvieran repartiendo el premio [entre diferentes entidades] movidos por la finalidad de no llamar la atención”.

El instructor también subrayó que “pocas dudas pueden caber acerca de la diferencia que existe en castellano entre los términos ‘bastantes’ y ‘uno”, en referencia a los décimos que Crespo dijo tener en diferentes momentos. E hizo hincapié en que el 12 de enero los tres familiares del exalcalde presentaron al cobro 60 décimos sin concretar el reparto, “por lo que se sospecha que dichos billetes no eran en realidad de su propiedad, sino que simplemente con su conducta estaban colaborando con el verdadero propietario”.

En septiembre, agregó el juez, los padres de Crespo le dieron un crédito personal de 70.000 euros.

Este es el último capítulo de una historia que parece excesiva. Emarsa fue liquidada en 2010 tras sufrir un saqueo que, según el juez, alcanzó al menos los 25 millones de euros. La sociedad pública pagó por conceptos falsos a empresarios que habrían repartido después el dinero entre responsables de la depuradora. Al tiempo, los directivos cargaron a Emarsa la compra de joyas, relojes, electrodomésticos y noches en hoteles de lujo con supuestas traductoras rumanas.

Crespo recurrirá

El abogado de Enrique Crespo anunció este jueves que recurrirá el auto que añade una nueva imputación a su cliente y a su familia. Según la defensa del exvicepresidente provincial, "no hay absolutamente ninguna opacidad ni ilegalidad en la percepción de los premios, ni en el destino que sus titulares legítimos han dado a los mismos". El letrado Javier Sanz manifiesta su "total rechazo a las sospechas y elucubraciones que, sin ningún soporte probatorio, se vierten en el auto judicial".

La defensa de Crespo incluso llega a afirmar, en un comunicado emitido en la tarde de este jueves, que tras darse a conocer la importante suma ganada con los décimos el exalcalde y su familia están ahora expuestos "a toda clase de peligros y amenazas dada la situación de inseguridad por la que atraviesa el país".