600 trabajadores emitiendo tarjetas todo el día

Un trozo de plástico con banda magnética y sin chip cuesta 0,574 euros La cifra se dispara a 10,8 millones de euros anuales porque se computa el coste de personal

Los trabajadores del hospital La Paz se unieron ayer a las protestas de funcionarios de la Comunidad de Madrid contra los recortes de sueldo aprobados por Aguirre y se concentraron ante el centro médico.
Los trabajadores del hospital La Paz se unieron ayer a las protestas de funcionarios de la Comunidad de Madrid contra los recortes de sueldo aprobados por Aguirre y se concentraron ante el centro médico.CRISTÓBAL MANUEL

¿Cuánto cuesta emitir una tarjeta sanitaria? El coste de fabricación es muy barato —consiste en un trozo de plástico con una banda magnética; no tienen chip con información extra, como en otras comunidades—: 0,574 euros, lo que multiplicado por todas las tarjetas que se emiten cada año, tanto las nuevas como las perdidas o robadas, dan un total de 688.800 euros al año. Sin embargo, la memoria económica que justifica la introducción de la tasa dedica varios párrafos a estimar el coste de personal que conlleva la tramitación. Y es ese concepto el que dispara la cifra hasta los 10,8 millones de euros anuales.

El cálculo es el siguiente: dos administrativos de cada uno de los 267 centros de atención primaria de la región se dedican a estos menesteres, además de otros 55 trabajadores de las 11 Unidades de Tramitación de TSI. La memoria suma la cifra de sus sueldos anuales (10 millones de euros; entre ellos hay nueve jefes de grupo y cuatro jefes de área o sección) como si este personal pasara toda su jornada emitiendo tarjetas.

"Es un cálculo absolutamente excesivo; no hay dos personas dedicadas a eso en cada centro", valora Manuel Rodríguez, coordinador del área pública de CC OO. "La atención al usuario para la emisión de tarjetas consiste en darle un papel para que lo rellene y recogerlo cuando lo devuelven, nada más". Si consideramos 1,2 millones de tarjetas anuales, prosigue Rodríguez, dividido entre unas 235 jornadas laborales al año y 534 auxiliares, cada uno de ellos tramitaría casi 10 tarjetas diarias y, si el 10% es por robo o pérdida, sería una al día por este asunto. "Han inflado los costes; es la actividad menos importante que se hace en un centro de salud", concluye el portavoz sindical.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS