Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La bodega de La Rioja alavesa Antión quiebra con un pasivo de 6 millones

La comercializadora de Barón de Oja no puede pagar el complejo de Elciego

Parte de la estructura de la bodega Antión en Elciego, Álava, que fue entregada por Acciona en 2008.
Parte de la estructura de la bodega Antión en Elciego, Álava, que fue entregada por Acciona en 2008.

Algunas bodegas no se escapan de la crisis pese a que 2011 se acercó a los máximos de ventas del último año anterior a la quiebra de los mercados, 2007. Hasta noviembre del pasado ejercicio la comercialización del vino de Rioja alcanzó los 271 millones de litros de vino, muy cerca de los 272,05 millones que se vendieron aquel año. Las exportaciones y el alto valor añadido del caldo han logrado retrasar el momento crítico de los impagos, pero estos empiezan a acumularse y a complicar los balances, al menos en el caso de Proconsol Antión, S. L.

La Bodega que comercializa vinos como Barón de Oja, o Antión Selección y Antión Premium, y que inauguró sus instalaciones en 2008 en un edificio singular con hotel que emulaba una cepa, ha entrado en “concurso necesario” de acreedores con un pasivo de 6,3 millones de euros, que se unen a otras deudas de 24 millones que ya tenía —aunque actualmente con un plan de refinanciación— con cuatro entidades bancarias.

El único saldo que encontró el juzgado no llegaba a un euro, 0,13 euros

Proconsol Bodega Antión S.L. que también tiene varias pequeñas deudas más con la Seguridad Social y varios proveedores, se encuentra en situación de insolvencia pese a que dispone de vino en barrica por valor de 2.9 millones de euros, y un inmovilizado de 5,7 millones.

El Juzgado Mercantil 1 de Vitoria que ha accedido a la petición del acreedor principal de declarar en concurso a la bodega, la empresa Acciona, deja meridianamente claro que “es insolvente tanto quien no puede cumplir, por carecer de bienes suficientes con los que hacer frente a las deudas, como quien no puede hacerlo a pesar de tener patrimonio suficiente, por falta de liquidez, y a la postre por falta de crédito”.

Otro de los emblemas de Elciego

Acciona Infraestructuras, antes Necso Entrecanales, cerró un acuerdo el 21 de noviembre de 2003 con Proconsol Bodega Antión, antes Proconsol Viñas y Bodegas, para construir en Elciego una bodega “relevante y moderna”. La espectacular construcción se convirtió pronto en otro de los emblemas de Elciego tras la impresionante de Marques de Riscal que diseñó Frank Gehry. El 30 de octubre de 2008 se realizó un reconocimiento notarial de deuda con intervención de ambas mercantiles y la constructora, ya con su denominación actual, Acciona Infraestructuras, por un importe total de 5.003.069,43 euros pagaderos en 60 días.

Acciona demandó a Proconsol al no cumplir el calendario de pagos y el 24 de junio de 2011 el Juzgado de 1ª Instancia número 3 de Vitoria condenó a Proconsol al abono de 5.003.069,43 euros. El 7 de octubre ejecutó la sentencia y sumó a la deuda principal, 49.799,99 euros de intereses y otros 1.250.000 para intereses y costas. Pero la bodega “no contestó”.

El juzgado encontró una parcela pero con sendas hipotecas de Caja Rioja, por importe de 5.194.940 euros, Caja Vital, de 6.169.940 euros, Cajalón, de 6.669.940 euros, y Cajastur, de 5.700.000 euros, además de deudas con la Seguridad Social.

Antión tiene un viñedo en propiedad de 100 hectáreas, produce 200.000 botellas anuales, dispone de 150 barricas y destina el 75% de la producción al mercado exterior. El proyecto del edificio corrió a cargo del estudio J.Marino Pascual y Asociados.

Sin embargo, Proconsol no dispone de efectivo para hacer frente a la deuda con la constructora, tal y como reconoce el juzgado a la empresa demandante. El único saldo que encontró el juzgado ascendía a 0,13 euros. El resto ya lo estaba por una larga lista de acreedores reconocidos por juzgado.