_
_
_
_
En colaboración conCAF
_

Las minas de carbón que Colombia planea abrir amenazan con duplicar el metano del sector

Un informe de Global Energy Monitor revela que hay una intención de abrir tres grandes minas con capacidad para producir hasta 32 millones de toneladas de este mineral

Dos mineros empujando un vagón de carbón afuera de una mina en Cucunuba (Colombia)
Imagen de archivo de dos mineros empujando un vagón de carbón afuera de una mina en Cucunuba (Colombia).Nicolo Filippo Rosso (Bloomberg)

EL PAÍS ofrece en abierto la sección América Futura por su aporte informativo diario y global sobre desarrollo sostenible. Si quieres apoyar nuestro periodismo, suscríbete aquí.

Decirle adiós al carbón en Colombia ha sido uno de los temas más centrales – y debatidos – durante el Gobierno de Gustavo Petro. Se trata de una trama que cada tanto vuelve a renacer. Ya sea por las intermitentes declaraciones de la ministra de Minas y Energía sobre ponerle fin a su exploración, o porque, como sucedió a principios de marzo en Sutatausa, un municipio de Cundinamarca, la explosión de una mina y la muerte de sus trabajadores recordaron los riesgos del sector. A la discusión, además, se acaba de sumar un reciente informe de la organización Global Energy Monitor que indica que, si se llegan a construir las minas que Colombia tiene por ahora solo sobre el papel o abrir otras que han cerrado, las emisiones de metano del sector, uno de los gases que más potencian el cambio climático, se duplicarían.

Las cuentas son así. En 2021, Colombia produjo alrededor de 60 millones de toneladas de carbón, generados en su mayoría por las minas de Cerrejón (La Guajira), Drummond y Prodeco (ambas en el departamento de Cesar). Y el sector, según las últimas proyecciones realizadas en 2020 por la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos, estaría emitiendo alrededor de 344.000 toneladas de metano, entre otras cifras similares calculadas por el Gobierno colombiano (219.000 toneladas) y el mismo rastreador de Global Energy Monitor, que las estimó en 239.000 toneladas para 2021.

Pero el panorama no se quedaría quieto. La investigación de la organización encontró que hay proyectos para construir nuevas minas de carbón. “Desde Global Energy Monitor tenemos un atlas de las minas a nivel global”, señala Gregor Clark, coautor del informe y gerente del Portal Energético para América Latina. “Cada año repasamos las bases de datos y las volvemos a enriquecer con varias fuentes, como la misma Agencia Nacional Minera o artículos periodísticos”.

El entonces candidato presidencial Gustavo Petro, ingresa a la mina de carbón El Pino, junto los trabajadores del municipio de Paipa, el 6 de Junio de 2022.
El entonces candidato presidencial Gustavo Petro, ingresa a la mina de carbón El Pino, junto los trabajadores del municipio de Paipa, el 6 de Junio de 2022.NATHALIA ANGARITA

Así encontraron que son tres las grandes nuevas minas que se estarían cocinando en Colombia: la mina San Juan (entre La Guajira y Cesar) y Cañaverales y Papayal (ambas en La Guajira). Todas propiedad de la empresa multinacional turca Yildirim, que actúa en el país por medio de la subsidiaria colombiana Best Coal Company (BCC). Aunque los estimados de producción han sido cambiados en varias ocasiones por la empresa o varían a partir de la documentación que se verifique, Global Energy Monitor señala que la primera tendría una producción promedio de más de 28 millones de toneladas, la segunda de más de 2,5 y la tercera más de 1,73. Solo con estas tres minas, que aún no han recibido la licencia ambiental, “la producción nacional anual podría aumentar más de 32 millones de toneladas, más del 50 % por encima de la producción de Colombia en 2021″, dice el informe.

A esto se suma el escenario de renuncia de minas de Prodeco. En septiembre de 2021, la Agencia Nacional Minera aceptó que la empresa renunciara a los títulos de las minas La Jagua y Calenturitas, en el Cesar. Pero pese a que las minas actualmente tienen sus operaciones cerradas, hubo una intención por parte del anterior Gobierno, el de Iván Duque, de buscar nuevos operadores para estas minas durante 2022. Aunque el proceso se encuentra suspendido, el informe de Global Energy Monitor sí exploró qué pasaría si estas minas de carbón vuelven a reanudarse.

“La reactivación de las minas de Prodeco podrían agregar otros 15 o 12 millones de toneladas por año a la producción anual de carbón en Colombia, lo que resultaría en cifras de producción anual que podrían equivaler o exceder los niveles máximos alcanzados por Colombia en 2017″, aseguran.

Una excavadora mueve carbón en una mina en Barrancas.
Una excavadora mueve carbón en una mina en Barrancas.Bloomberg (via Getty Images)

Al traducir esto a toneladas emitidas de metano – tras hacer cálculos técnicos que incluyen factores como la calidad del carbón o la profundidad de la mina – Global Energy Monitor concluyó que el sector de minería de carbón en Colombia, con las tres nuevas minas, emitiría entre 54.000 y 161.000 toneladas de metano por año. Y si se le llega a sumar una reactivación de Prodeco, serían 55.000 nuevas toneladas anuales más. “El sector minero minero del país podría emitir 216.000 toneladas adicionales de metano por año, duplicando así, efectivamente, las emisiones existentes del sector que el mismo país reportó públicamente a la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático”, aseguran.

Esto, recuerda Clark, hay que verlo en el contexto del cambio climático, ante el que Colombia se comprometió a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 51% para 2030 y ser carbono neutro para 2050. Teniendo en cuenta que las minas tienen la intención de empezar a operar entre 2024 y 2026, implicaría tomar una ruta más distante de sus compromisos ambientales. Esto, sin contar con que la Agencia Internacional de Energía ha advertido de la necesidad de reducir en un 75% las emisiones de metano de las minas de carbón a nivel mundial.


Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_