La crisis del coronavirus

La patronal de Valladolid culpa a los ancianos “no productivos” de no avanzar a la fase 1

La Confederación Vallisoletana de Empresarios afirma que los criterios “restrictivos” de Castilla y León perjudicarán a la economía regional

Un hombre pasa por delante de un mural que representa la salida de la jaula de un pájaro, este domingo en Valladolid.
Un hombre pasa por delante de un mural que representa la salida de la jaula de un pájaro, este domingo en Valladolid.NACHO GALLEGO / EFE

La Confederación Vallisoletana de Empresarios (CVE) ha denominado a los habitantes de residencias de ancianos como “colectivo no productivo". Le ha reprochado a la Junta de Castilla y León, que solo ha solicitado el cambio de fase de desescalada para zonas de salud con parámetros de afección mínima de coronavirus, que sus criterios “restrictivos” limitarán a la economía regional. La patronal ha difundido un comunicado en el que se pregunta "cómo quedaría la tasa de enfermos de las diferentes áreas de salud si en su cálculo se excluyeran los datos de focos de riesgo como pueden ser las residencias de ancianos puesto que no es sociedad productiva que vaya a incorporarse a puestos de trabajo”. El territorio es el segundo más envejecido de España, por detrás de Asturias. También, por delante de asturianos y extremeños, lidera a las tres únicas Comunidades que perdieron población en 2019.

La CVE también dice “sospechar”, aunque no aporta más argumentos, que los fallecidos en las residencias autonómicas —más de 2.500 sobre las más de 3.600 muertes de Castilla y León— “están provocando que los datos de las áreas de salud estén por encima del criterio que se ha marcado la Junta”. La entidad asegura que los empresarios “están alineados” con el objetivo prioritario de salvaguardar la seguridad y salud de los ciudadanos, pero “tener criterios más restrictivos y avanzar de forma más lenta que otras comunidades autónomas en la desescalada” traerá “graves consecuencias” en forma de “pérdida de competitividad” respecto a otras regiones. También apuntan hacia un incremento de empresas cerradas y de desempleo.

La confederación alude a la situación de la Comunidad de Madrid, Castilla-La Mancha, Andalucía o la Comunidad Valenciana en su propósito de avanzar hacia las distintas fases de la desescalada y critica que la Junta no se mueva en esta línea. “Desde CVE se considera prioritario que la Administración nos permita avanzar en la desescalada y activar la economía”, aseguran, y plantean que se dejen de aplicar “medidas pasivas” para enfrentarse a la pandemia, “como puede ser el mantener confinada a la sociedad e hibernar la economía”. A cambio, abogan por “comenzar a aplicar medidas activas que garanticen la salud de las personas”, aunque no precisan cuáles.

El vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, ha insistido, en la rueda de prensa posterior al anuncio de que el Ejecutivo regional pedirá que unas 225.000 personas pasen a la fase 1 en unas zonas de salud concretas, en que estos comunicados deben redactarse “con prudencia”. Igea ha sostenido que los mayores “tienen derechos como todos” porque “son ciudadanos como todos”. “Todas las vidas importan”, ha destacado. "Si me preguntasen qué es lo más importante para mí, diría que es mi madre”, ha subrayado.

Tras las múltiples reacciones al escrito de los empresarios, la CVE ha lanzado por la tarde un segundo comunicado manifestando su respeto por las personas mayores.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

- Pinche aquí para suscribirse a la newsletter diaria sobre la pandemia


Más información

Lo más visto en...

Top 50