Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuatro detenidos en Segovia por explotar sexualmente a mujeres que traían engañadas de Sudamérica

Los proxenetas les exigían el pago de una deuda de hasta 3.500 euros, que las mujeres debían saldar prostituyéndose; tres de ellas han sido liberadas

Una trabajadora sexual en una calle de Sevilla.
Una trabajadora sexual en una calle de Sevilla.

La Policía Nacional ha detenido en la provincia de Segovia a cuatro personas que explotaban sexualmente a mujeres procedentes de Venezuela y Colombia. En la misma operación, los agentes han liberado a tres de las víctimas, según han informado fuentes policiales.

Las mujeres engañadas debían pagar a la red una cantidad que rondaba los 3.500 euros y eran amenazadas con trasladar la deuda a sus familiares si se negaban a prostituirse. La investigación ha conducido a la detención de cuatro personas, entre ellas la principal líder de la red y su pareja sentimental, así como el dueño y el encargado de uno de los clubes donde eran prostituidas las mujeres.

La investigación comenzó tras la denuncia de una de las mujeres. Según su testimonio, a finales del año pasado fue captada en Colombia por un amigo suyo, que le comentó la existencia de una mujer que facilitaba la llegada de mujeres colombianas y venezolanas a España. Debía contactar primero con otra mujer que actuaba de enlace y que residía en Bogotá. Ese contacto le dijo que viajaría a España para ganar más dinero que en Colombia, y le dio detalles de las condiciones del viaje. La víctima aceptó y a mediados de 2018 llegó a España por vía aérea.

Una vez en Madrid, la mujer que ejercía como enlace le explicó que debía pagar 3.500 euros como deuda, dinero que abonaría a plazos y que obtendría del ejercicio de la prostitución en un club de alterne de la provincia de Segovia. Allí permaneció la víctima unas dos semanas, en compañía de otra mujer que también había llegado traída por el mismo grupo criminal. Ambas se encararon con el líder de la red al entender que no se habían cumplido las condiciones pactadas antes de su viaje. 

Otra de las víctimas ha relatado a los agentes que viajó a España para trabajar como peluquera. Una vez en su destino, sin embargo, le comunicaron que ejercería la prostitución y que pagaría una deuda de 2.500 euros, superior a los 1.000 euros que, según la mujer, le habían pedido antes de emprender su viaje.

Las mujeres liberadas aseguran haber sufrido frecuentes amenazas cuando advertían a sus captores de que no iban a pagar la deuda. La mujer que actuó de enlace en Colombia les hizo saber que en el caso de que no siguieran pagando, ella sabría cómo cobrárselo, y amenazó con saldar la deuda con familiares de la víctima residentes en Venezuela.

Tras la amenaza, la red trasladó a dos mujeres a otro club y allí permanecieron cinco días, hasta que una de ellas decidió marcharse y denunciar la situación.

Dos registros realizados en un domicilio particular y en un club de la provincia de Segovia han conducido a intervenir 2.775 euros en efectivo, diversa documentación relacionada con las víctimas, contabilidad del pago de las deudas, y móviles y material informático.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información