Una “mala noticia” para la Marca España

El PSOE culpa de la salida de Izpisúa al Gobierno por el "abandono" de la política de investigación Izquierda Unida ve "comprensible" y lamenta que los científicos se vayan a trabajar a otra parte

Agencias

La salida de Juan Carlos Izpisúa del Centro de Medicina Regenerativa de Barcelona (CMRB), uno de los referentes mundiales en la materia, es "una mala noticia para la Marca España". Así lo ha manifestado esta mañana Carlos Espinosa de los Monteros, el alto comisionado del Gobierno encargado de la política de imagen del Estado en el exterior. En una entrevista en el programa Los Desayunos, de Televisión Española, Espinosa ha admitido sobre la dimisión del científico ante la falta de apoyos financieros y políticos del Ejecutivo central y la Generalitat -las dos administraciones de las que depende el CMRB- que "no es buena noticia" que investigadores españoles reciban ofertas de otros países.

El Ministerio de Economía ha dicho que la dimisión de Izpisúa no se puede atribuir a problemas de financiación porque "el presupuesto de este centro no ha disminuido". Economía ha explicado también que el pasado lunes, Izpisúa presentó su carta de renuncia "a petición propia" y el patronato del CMRB -formado por quince miembros-, "la aceptó". De hecho, en 2013, tanto la Generalitat como el Instituto de Salud Carlos III "aportaron 1,7 millones cada uno al centro, por lo tanto, no es un problema de financiación", han insistido las mismas fuentes del Ministerio. El investigador será sustituido por el científico Ángel Raya, un nombramiento con el que la Secretaría de Estado de I+D+i- pretende conseguir "un nuevo modelo de centro, con financiación más competitiva y un enfoque más trasnacional".

Lo hemos planteado en todas partes: la ciencia está sufriendo recortes brutales de casi el 40%

José M. Fernández, portavoz de los Jóvenes Investigadores-Precarios

El PSOE también ha valorado la dimisión del director del CMRB. El portavoz de Sanidad del Grupo Socialista en el Congreso, José Martínez Olmos la calificó también de "pésima noticia" y la atribuyó al "abandono" del Gobierno de las políticas de investigación. Martínez Olmos ha destacado que Izpisúa es "uno de los investigadores más simbólicos en su ámbito". Por ello ha invitado al Ejecutivo "a reflexionar" sobre el apoyo que ofrece a los científicos españoles y a hacer un esfuerzo para evitar que abandonen los centros de investigación. "Esta sangría no nos la podemos permitir, ya que supone una pérdida de capacidad de innovación para España y no es un buen ejemplo para nuestros jóvenes", ha lamentado en declaraciones a EP.

En la misma línea se ha lamentado Alberto Garzón, diputado y portavoz de I+D+i del grupo Izquierda Plural. Garzón ve "comprensible" que los científicos dejen el país para trabajar en otra parte ante los "obstáculos" que el Gobierno ha puesto a la investigación con los recortes y retrasos en las ayudas. "Desgraciadamente se van a seguir repitiendo fenómenos como este, e incluso va a suceder con investigadores jóvenes que no tienen posibilidades en España", ha declarado a EP.

Asimismo, el presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín, ha calificado la dimisión de "gran pérdida" para España. Rodríguez ha señalado que los trabajos que está llevando a cabo en España "se van a perder en buena parte", lo que acarreará "grandísimos costes".

El portavoz de la Federación de Jóvenes Investigadores-Precarios, José Manuel Fernández, también ha denunciado que los recortes en la investigación están haciendo que cada vez más científicos españoles dejen de trabajar para la ciencia en España y se vayan a otros países para poder desarrollar su labor.

Fernández ha valorado negativamente que Izpisúa abandone su labor al frente del organismo por falta de financiación del Gobierno central y de la Generalitat de Cataluña. "Lo llevamos diciendo hace varios años y lo hemos planteado en todas partes: la ciencia está sufriendo recortes brutales de casi el 40% desde el inicio de la crisis, lo que supone un importante empobrecimiento para España", ha declarado a Servimedia.

Para revertir esta situación, el portavoz de la Federación de Jóvenes Investigadores-Precarios asegura que es imprescindible "apostar decididamente por la investigación en los Presupuestos Generales del Estado", de modo que se alcance la inversión media europea en esta materia. Además, comentó que es necesario "levantar la restricción en la contratación de científicos para evitar que se marchen del país".

El director del Instituto de Recerca Biomédica de Barcelona (IRB), Joan Guinovart, ha quitado hoy dramatismo a la dimisión de Izpisúa, y ha considerado "normal" su relevo. "Yo mismo, como director del IRB sólo tengo tres de los más de cien proyectos que están repartidos homogéneamente entre los investigadores que trabajan aquí", ha señalado Guinovart, que ha opinado que lo importante es que el CMRB continúe y se mantenga la política de convertir a este centro en un lugar "puntero en investigación regenerativa", explica el catedrático de bioquímica Guinovart.

Por último, ha urgido al Ejecutivo a poner en marcha la Agencia Nacional de Investigación, algo que está recogido en la Ley de la Ciencia "pero que se ha quedado en un planteamiento teórico y no se ha llevado a la práctica", pues de hecho en los Presupuestos Generales del Estado no cuenta con ninguna partida presupuestaria asignada.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50