Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las matemáticas del bachillerato en ciencias sociales aún en debate

Los partidos están de acuerdo de que no se debe acceder a Económicas sin formación en ciencias exactas pero la enmienda no llega

Los grupos parlamentarios están de acuerdo en que un universitario no debería poder matricularse en Económicas o Magisterio sin haber cursado los dos años de Matemáticas en el bachillerato, como permite la reforma educativa tras su paso por el Congreso, pero no llegan a un acuerdo parlamentario. Aunque parecía que el Partido Popular iba a aceptar una enmienda del Partido Nacionalista Vasco que impedía esta posibilidad, continúan las conversaciones. Si no se cambia en las enmiendas, podría modificarse en unas semanas con un real decreto o como una disposición adicional a la ley. El caos se fraguó en el momento en el que se decidió unificar la vía de bachillerato de Ciencias Sociales y de Humanidades. A la carrera, en las últimas semanas las asociaciones de matemáticos y economistas han denunciado esta casuística. El Latín es una materia troncal a elegir, mientras Matemáticas para Ciencias Sociales es solo una optativa. Es decir, los alumnos pueden decidir si la cursan o no y los centros ofertarla o no.

“Es difícil imaginar que un alumno que quiera estudiar Económicas no la elija o que un instituto no la ofrezca”, afirmaba el pasado viernes el senador popular Luis Peral, pero su grupo ya trabajaba la enmienda. La nueva ley educativa será aprobada mañana en el Congreso.

“A los 16 años es normal que un chico no sepa qué quiere estudiar luego. Por eso hay que dejarles libertad, pero arbitrarles un camino, como ocurría antes”, razona Ana López, decana de Económicas en la Universidad Autónoma de Madrid. En su facultad han detectado que los alumnos que provienen de un bachillerado científico, la minoría, tienen una base matemática mucho más sólida que el resto. Por ello animan al resto de los estudiantes a que acudan a un “curso cero” exprés de una semana en septiembre para intentar que el nivel sea homogéneo. “Es imposible aprobar Microecomía, Macroeconomía o Estadística por mucho que te apuntes a una academia o tengas un profesor particular”, opina López, que recuerda la importancia también de los números en grados superiores de Formación Profesional. “Es inimaginable estudiar Comercio Exterior o Finanzas, dos de los módulos más demandados, sin haber dado matemáticas en bachillerato”.

 A la decana de la Autónoma le gustaría también que Economía y Economía de la Empresa –asignaturas optativas en el bachillerato de sociales- se ofertasen también en el científico. “A los alumnos nunca les va a venir mal como ciudadanos. Se ha visto, con la crisis, que se necesita”. Por optar a estas asignaturas muchos estudiantes, que tienen claro su deseo de cursar un grado de Económicas, renuncian a una mejor formación matemática en el bachillerato científico. “Una pena”.

Más información