Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los recortes en los campus

Más tasas, menos profesores, menos subvenciones y menos becas para las universidades

Menos presupuesto. Las universidades públicas españolas han visto reducidas las subvenciones en los últimos tres años (sin contar los proyectos de investigación) en torno a un 18%, según los rectores. Este dinero lo pagan las comunidades autónomas. Solo en los cuatro grandes sistemas del país (Andalucía, Cataluña, Madrid y Comunidad Valenciana) la bajada ha sido en torno a 700 millones de euros, según los especialistas Juan Hernández Armenteros y José Antonio Pérez García. Si se extrapola la cifra a toda España y se suman los recortes en investigación, la cifra puede ser mucho más del doble, aseguran.

Reducción en becas. El presupuesto del ministerio para las becas generales (las que se conceden a todos los que tengan rentas bajas y cumplan ciertos requisitos de notas) se han mantenido en los dos últimos años. Sin embargo, el resto ha bajado. En el cómputo total la partida se ha reducido en 2013 en 47,8 millones de euros, esto es, un 3,8%, hasta quedarse en 1.222 millones de euros. Respecto a 2011 se habrían perdido un total de 209 millones. ¿Dónde están los recortes? Algunas de las becas de formación para profesores universitarios (se han quedado en la mitad, en 4,9 millones), las de idiomas en el extranjero (bajan un 72% hasta los 10 millones). La aportación del ministerio a las becas Erasmus ha bajado un 75% en dos años (en 2013 son 15,2 millones) y las Séneca, reducidas un 35%, se pueden quedar finalmente en nada.

Más tasas y menos profesores. A todos estos recortes se suma la subida del precio de las matrículas en buena parte de las comunidades, que puede llegar al 66% de aumento, aunque algunas autonomías lo han subido mucho menos o han congelado los precios (Asturias y Galicia). Ese nuevo mapa es resultado del decreto de recortes en educación aprobado el pasado abril por el Gobierno. En aquel texto también se reorganizaba el trabajo docente para que impartan más horas de clase aquellos profesores que menos investiguen, de tal manera que las plantillas de los campus públicos se han reducido este curso en 3.000 profesionales, calculan los rectores de las universidades.

Más información