Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sánchez: “España necesita cuanto antes un Gobierno que dé estabilidad y cohesión territorial”

El presidente en funciones argumenta que la velocidad de los cambios sociales y tecnológicos obligan a reforzar el contrato social

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, interviene en la Clausura del 33 Encuentro de la Economía Digital y las Telecomunicaciones, en la UIMP en Santander.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha afirmado este miércoles en Santander que España necesita un Ejecutivo "estable cuanto antes" para afrontar los retos políticos y territoriales que vienen y los que siguen sin resolverse. Sánchez lo ha dicho durante la clausura del 33 Encuentro de la Economía Digital y las Telecomunicaciones que organiza la patronal de la industria tecnológica digital, Ametic, en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en medio de un discurso en el que analizaba las transformaciones sociales y económicas que ya está generando la digitalización.

Un día después de presentar en Madrid de las 370 medidas para convencer a Unidas Podemos de que apoye la investidura, Sánchez ha urgido a los partidos que le respaldaron durante la moción de censura, aunque sin citarlos, a tomar una decisión sin pérdida de tiempo. "España necesita un gobierno cuanto antes", ha dicho, "que garantice estabilidad para afrontar con garantías los desafíos que tenemos por delante". Sánchez se ha referido a algunos de esos retos, como la transición ecológica y la propia digitalización, pero también ha aludido a otros como "la cohesión territorial que en algunas comunidades se está poniendo en cuestión", en referencia a Cataluña.

Frente a la ministra de Industria, Comercio y Turismo en funciones, Reyes Maroto, y al presidente de Banco Santander, Rodrigo Echenique, entre otros invitados, Sánchez ha defendido que España tiene que dejar atrás cuanto antes los últimos "cinco años de inestabilidad" y abordar con garantías las necesidades del país. El presidente en funciones ha citado de manera expresa el coyuntural enfriamiento económico del que ya advierten los economistas, que empieza a ralentizar el crecimiento del PIB y amenaza con convertirse en estructural.

En ese contexto, Sánchez ha propuesto abrir una serie de debates sobre las consecuencias de la reindustrialización, pero en clave social, como la renovación del contrato social "para dotar de mayor vigencia" el debate sobre la "redistribución de la riqueza y los beneficios entre los colectivos más damnificados" o sobre "el nuevo Estatuto de los Trabajadores".

Según ha dicho, "todo esto está en el campo de la política", y para ello ha propuesto afrontar los grandes desafíos y cambios estructurales como auténticas oportunidades para "hacer más social la UE, y dentro de Europa a España, sin temores infundados o falsos presagios". Tras lamentar la fallida investidura y el retraso que eso está generando, ha apostado por lograr que la digitalización ahonde en la igualdad y en la justicia social, y no en la desigualdad.

Sánchez se ha referido a dos series de televisión para lograr que la digitalización y los enormes avances en tecnología consigan ese objetivo: "Todos hemos visto Black Mirror y recientemente en HBO Years and Years. Todas ellas presentan un futuro distópico. Creo que se equivocan quienes lo dibujan. Convierten lo digital en una amenaza. Al margen de sus cualidades artísticas, tenemos que hacer que se equivoquen, y que esos capítulos nos provoquen para precisamente luchar contra ese futuro que dibujan y que nos sirva para todo lo contrario, hacer sociedades más justas".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información