Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El rastro mortal de las bandas terroristas que sacudieron Europa occidental

Desde los años 70, varias organizaciones hostigaron las sociedades y las estructuras estatales de España, Reino Unido, Italia o Alemania

El rastro mortal de las bandas terroristas que sacudieron Europa occidental

El anuncio de la disolución de ETA pone el punto final a una banda terrorista nacida hace 58 años. La organización fue la manifestación más duradera, pero no la única, del terrorismo en España y coincidió, durante varios años, con otras que golpearon fuerte la Europa de los años setenta, ochenta y noventa, algunas con raíces en conflictos territoriales y nacionalistas, como el IRA, y otras, como las Brigadas Rojas italianas o la Baader-Meinhof alemana, con otro sesgo ideológico. El azote del terror de aquellas bandas, disueltas o desarticuladas, ha sido progresivamente sustituido por el terrorismo yihadista, en especial entrado ya el nuevo siglo.

Desde 1970 y hasta diciembre de 2015 se registraron más de 24.000 actos de terrorismo en Europa. De ellos, casi 7.000 causaron al menos una víctima mortal: la cuenta ascendió a más de 19.000 muertos en estos 46 años.

El siguiente recorrido se detiene en cuatro escenarios de Europa particularmente sacudidos por los atentados de las bandas en el pasado: España, Reino Unido, Italia y Alemania. En cada gráfico se muestra en gris las víctimas mortales por terrorismo en Europa occidental año a año y, en color, las causadas por las bandas terroristas analizadas. El recuento se ha hecho siguiendo estos criterios.

España: ETA y GRAPO

Entre muertos y heridos, España contabiliza 10.181 víctimas del terrorismo a cargo de todas las bandas y organizaciones que han actuado en su territorio, según el Ministerio del Interior. De ellos. ETA, con 7.242 muertos y heridos, es el grupo más duradero y con un mayor número de atentados a sus espaldas. Otras 191 se les atribuye a los GRAPO, el grupo ultraizquierdista que, el 1 de octubre de 1975, dio muerte a cuatro policías en Madrid, y que logró su mayor impacto con el atentado de la cafetería California de Madrid, en 1979, que se saldó con ocho muertos.

El rastro mortal de las bandas terroristas que sacudieron Europa occidental

El recuento de muertos del Ministerio del Interior español reconoce 853 víctimas mortales a ETA (más de la mitad a finales de los setenta y en los ochenta, cuando contaba con mayores recursos) y otras 84 a los GRAPO. La llamada guerra sucia contra el terror dio lugar a otras formaciones terroristas, como los GAL o el Batallón Vasco Español.

Reino Unido: los conglomerados del IRA y de los lealistas

Los asesinatos cometidos por los diferentes bandos del conflicto de Irlanda del Norte, republicanos, lealistas y fuerzas de seguridad, superaron los 3.500 entre 1969 y 2001, según el recuento de Malcolm Sutton. En los ochenta, el presupuesto anual del IRA, que perseguía la integración de Irlanda del Norte en la República de Irlanda, rondaba los 30 millones de euros.

El rastro mortal de las bandas terroristas que sacudieron Europa occidental

El grupo se dividió en numerosas facciones a lo largo de su historia. Cuatro años después del alto el fuego de 1994, la firma de los Acuerdos del Viernes Santo comprometió a las partes a resolver sus conflictos por la vía pacífica.

Italia: Brigadas Rojas y NAR

Entre los sesenta y los ochenta, Italia fue golpeada repetidamente por bandas terroristas. Las Brigadas Rojas (Brigate Rosse), con 83 víctimas mortales, y los NAR (Nuclei Armati Rivoluzionari), con 93, fueron los que mayor repercusión obtuvieron. Las Brigadas Rojas fueron fundadas a finales de los sesenta. Con una ideología de extrema izquierda pretendían socavar el sistema italiano. Llegó a contar con cerca de medio millar de militantes, y su declive comenzó tras el secuestro y asesinato del dos veces primer ministro y presidente de Democracia Cristiana, Aldo Moro, en marzo de 1978.

El rastro mortal de las bandas terroristas que sacudieron Europa occidental

Por su parte, el NAR, de corta vida a finales de los setenta, es el grupo al que se terminó atribuyendo indirectamente la masacre de Bolonia, un atentado bomba con 85 muertos. Tres neofascistas, dos de ellos conocidos miembros del NAR, fueron condenados por este ataque, del que aún queda por esclarecer quiénes fueron los autores intelectuales.

Alemania: RAF

La RAF no fue la única banda terrorista de la RFA, pero sí la más cruenta y longeva. Su historia se extiende desde 1970 a 1998, con varias desapariciones y recomposiciones de la banda. La Fracción del Ejército Rojo, más conocida por Baader-Meinhof por los apellidos de dos de sus dirigentes, asesinó o hirió a soldados americanos en suelo alemán, políticos y empresarios del país, además de policías, jueces y fiscales.

El rastro mortal de las bandas terroristas que sacudieron Europa occidental

En la línea de otras bandas de ultraizquierda, como las Brigadas Rojas italianas o Acción Directa en Francia, emplearon técnicas de guerrilla urbana y subsumieron un trasfondo político heterogéneo bajo un odio común al Estado, el capitalismo y el imperialismo. Su momento de mayor impacto social llegó en 1977 y el conocido como "otoño alemán", una sucesión de raptos y asesinatos de políticos y empresarios, y el secuestro de un avión de Lufthansa junto a la FPLP palestina. El mismo día de su liberación, tres miembros de las RAF aparecieron muertos en sus celdas. La banda anunció su disolución el 29 de abril de 1998.

Metodología

Las bandas terroristas, seleccionadas de entre todas las que han actuado en Europa occidental en los últimos 50 años, lo han sido por considerarse fundadas en suelo europeo y por el número de víctimas mortales que se le atribuyen según la Global Terrorism Database (GTD). Con esta selección se han consultado otras bases de datos externas para destacar en los gráficos las víctimas mortales por año. En gris se muestra el total de víctimas mortales recogidas por la GTD y en color las causadas por las bandas terroristas analizadas en cada país.

Más información