Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno pide a Puigdemont que la vuelta a la legalidad y al diálogo empiece en el Parlament

El Ejecutivo ofrece alternativas a Puigdemont para evitar la declaración de independencia

El portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.
El portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. EFE

El Gobierno se ha marcado como objetivo prioritario que Carles Puigdemont renuncie a declarar la independencia de Cataluña y ha propuesto este viernes que la vuelta al diálogo y a la ley de los soberanistas comience por el Parlament. Así lo ha hecho Íñigo de Méndez de Vigo, quien también ha advertido de "las consecuencias de la vulneración de la Ley siguen su curso", citando como ejemplos las imputaciones del Jefe de los Mossos y los presidentes de la ANC y Omnium, o la aprobación de un decreto que facilitará el traslado de la sede social de las compañías radicadas en Cataluña "a petición de muchas de ellas". Sin embargo, el también ministro de Cultura no ha avanzado ninguna decisión del Gobierno para combatir el desafío independentista.

"Las consecuencias de la vulneración de la Ley siguen su curso", ha dicho Méndez de Vigo durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. "Para dialogar hay que estar en la legalidad", ha argumentado. "No se puede dialogar si se está en la ilegalidad", ha añadido. "Eso implica volver al diálogo en el Parlament, que se quebró en las jornadas del 6 y 7 de septiembre, una vergüenza democrática", ha pedido. "Es importante cerrar esa brecha en el Parlament, y la de la confrontación social, que como hemos visto esta semana en la huelga, es una realidad", ha seguido. Y ha subrayado: "Una vez que se vuelva a la legalidad, se podrá hablar dentro del Parlamento de Cataluña y fuera. Sería bueno sellar esa fractura. Vuelvan a la legalidad, recuperen la convivencia en el Parlament, y hablaremos, podremos seguir haciendo muchas cosas juntos".

El representante del Ejecutivo ha recordado que la Junta Electoral Central ha emitido un dictamen estableciendo que no hubo referéndum el 1 de octubre, aunque millones de personas votaron de forma irregular durante la jornada del 1 de octubre. El propio Méndez de Vigo aseguró hace una semana que no habría votación porque no habría los medios materiales necesarios (urnas, papeletas y colegios abiertos) aunque muchas personas acabaron pudiendo participar. 

La cita del Consejo de Ministros ha estado marcada por los últimos acontecimientos relacionados con el desafío independentista. El consejo del Sabadell aprobó el jueves trasladar la sede del banco a Alicante. Caixabank usará el decreto urgente aprobado este viernes para protagonizar un movimiento parecido, en este caso con Palma como destino. Al tiempo, el jefe de los Mossos d’Esquadra, Josep Lluís Trapero, ha declarado este viernes como imputado por un presunto delito de sedición, y Enric Millo, delegado del Gobierno en Cataluña, se ha disculpado por las cargas policiales con las que se intentó evitar la votación del referéndum del 1 de octubre.

"Hacemos un llamamiento a que el señor Puigdemont vuelva a la legalidad", ha pedido Méndez de Vigo. "Dentro de ese respeto a la legalidad podemos hablar, podemos dialogar".

El Gobierno secunda las disculpas de su delegado en Cataluña por las cargas policiales

Enric Milló, el delegado del Gobierno en Cataluña, ha pedido disculpas este viernes por las cargas policiales que hubo el 1 de octubre en Cataluña. "Cuando sé que hay gente que ha recibido golpes, empujones, incluso que hay un herido que aún hoy está hospitalizado, no puedo hacer nada más que lamentarlo, pedir disculpas (...) pero también pido tener en cuenta que la orden era ir a por el material electoral, no a por personas", ha dicho Millo durante una entrevista en TV3. "Lo lamento muchísimo".

¿Secunda el Gobierno esas disculpas de su delegado en Cataluña? "Es el delegado del Gobierno de la nación en Cataluña, de manera que aquello que ha dicho, aunque no lo he oído, bien dicho estará", ha contestado Íñigo Méndez de Vigo, el portavoz del Ejecutivo. "El operativo iba dirigido a retirar las urnas, pero si hubo personas perjudicadas, todos lo sentimos mucho".

En declaraciones a Europa Press, el portavoz del SUP, Ramón Cosío, ha anunciado en representación de los cinco sindicatos policiales (los otros cuatro son CEP, UFP, SPP y ASP) que solicitarán la dimisión del delegado del Gobierno por pedir disculpas. Si hubo cargas fue por la "inacción" de los Mossos d'Esquadra y por la falta de anticipación en las órdenes recibidas, afirman, y aseguran que su actuación "fue ajustada a derecho como en otros cientos de ocasiones".

Más información