Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno descarta que el buque incendiado en Mallorca se hunda

El propietario debe decidir el puerto al que llevar este barco con 753 toneladas de fuel

El ferri Sorrento, este jueves fotografiado por la Guardia Civil.
El ferri Sorrento, este jueves fotografiado por la Guardia Civil.

La preocupación por el posible hundimiento del Sorrentoel ferri que se incendió a 19 millas del litoral de Mallorca— se ha alejado este jueves, según lo que han transmitido los Gobiernos central y balear. "No hay constancia de que haya perdido flotabilidad", apuntan fuentes del Ministerio de Fomento. Una vez pasado este riesgo, la naviera italiana Grimaldi tiene en sus manos el destino inmediato de lo que queda del buque de su propiedad. El Sorrento, tras sufrir un incendio el martes, tuvo que ser desalojado en alta mar. Viajaban 156 personas, que fueron rescatadas con éxito. Pero en las bodegas llevaba 753 toneladas de fuel y aceites contaminantes, que se temían que pudieran acabar en el mar, en una zona de un alto valor ecológico, turístico y pesquero.

El presidente del Gobierno de Baleares, José Ramón Bauzá, y la delegada del Ejecutivo Central en las islas, Teresa Palmer, han insistido este jueves en que no hay vertidos de carburante y en que con "las condiciones de estabilidad y solidez del casco, actualmente, no ven probabilidad de que se hunda o se den vertidos al mar".

La compañía internacional Grimaldi tenía la nave en alquiler a la naviera española Acciona Trasmediterránea, que lo operaba en la línea de carga y pasaje entre Palma y Valencia. El armador propietario tenía de plazo hasta las 14.00 de este jueves para entregar al Gobierno de España su plan, según ha señalado el Ministerio de Fomento. Es decir, cómo afrontará el remolque y consolidará el casco para una corta navegación y, especialmente, a qué puerto se conducirá lo que queda del ferri. Pero no han trascendido los planes de Grimaldi, que luego deberán recibir el visto bueno de Fomento. Un portavoz de la compañía ha asegurado esta tarde que "todavía no se ha tomado ninguna decisión definitiva". Solo ha confirmado que "se tratará de un puerto español".

Fomento ha detallado que "una empresa de salvamento acondicionará" el buque "en alta mar antes de iniciar el remolque hacia el astillero donde será reparado". El barco, según el ministerio,  "permanece en situación estable unido al remolcador contratado por el armador". Varios técnicos han accedido al ferri. La intención de Grimaldi es remolcar el Sorrento "hasta un astillero donde se pueda llevar a cabo la reparación". Pero el ministerio ha insistido también en que aún no se ha decidido el destino aún.

Mientras, en el caso del pesquero ruso hundido al sur de Gran Canaria —que llevaba en sus bodegas más de 1.400 toneladas de fuel—, este jueves han continuado las labores de vigilancia. Algunos restos de hidrocarburos procedentes del Oleg Naydenov han amenazado de nuevo las calas de Mogán, al suroeste de Gran Canaria. La embarcación Punta Salinas, de Salvamento Marítimo, ha trabajado para dispersar las manchas que se acercaron a las calas de Güi Güi y Talarde. El fuel ya ha tocado en los últimos días las playas de la isla y amenaza también a Tenerife y La Gomera.

Fomento ha constituido este jueves el Comité Científico de Contaminación Marítima, que, entre otras funciones, analizará los "distintos procedimientos de extracción del combustible", ha indicado el ministerio. La intención de este departamento es sellar las fugas (al menos, tres) por las que sigue soltando fuel el Oleg Naydenov. Para ello se necesitarán dos robots submarinos. No hay fecha para que comiencen los trabajos de sellado. Posteriormente, sería cuando se extraería el combustible que quede dentro del pesquero, que está a unos 2.710 metros de profundidad.

Más información