Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gobierno y oposición proclaman resultados diferentes y siembran la confusión tras las elecciones en Senegal

Ni el Ejecutivo de Macky Sall ni sus rivales Idrissa Seck y Ousmane Sonko ofrecen datos del recuento

Elecciones en Senegal
Partidarios del presidente Sall celebran en las calles la autoproclamada victoria de su candidato, ayer en Dakar. AFP

Lío a la vista en Senegal. El Gobierno y la oposición decidieron este domingo por la noche adelantarse a la publicación de resultados provisionales y ofrecieron, cada uno de ellos, una resolución diferente de las elecciones presidenciales sin ofrecer ni un solo dato. Los primeros en aparecer fueron los candidatos Idrissa Seck y Ousmane Sonko, quienes aseguraron que, “a la vista de los resultados compilados hasta ahora”, ningún aspirante había superado la barrera del 50% y, por tanto, habría segunda vuelta. Una hora más tarde, el primer ministro senegalés, Mahamed Boun Abdallah Dione, proclamaba la victoria del presidente saliente Macky Sall en primera vuelta, “con al menos el 57% de los votos”.

Tras una encendida campaña, la jornada electoral había sido totalmente pacífica. Los ciudadanos acudieron a las urnas para elegir nuevo presidente y no se produjeron incidentes destacados. Sin embargo, todo se torció por la noche. Los medios de comunicación nacionales y extranjeros comenzaron a publicar las primeras tendencias a partir de las ocho de la noche, dos horas después del cierre de las urnas, tomando como base las actas publicadas en los colegios electorales. Mientras unos daban por segura una segunda vuelta, otros avanzaban una victoria de Macky Sall con porcentajes incluso superiores al 50%.

La confusión generada por la publicación de tendencias tan dispares disparó el nerviosismo. Los dos principales candidatos de la oposición, Idrissa Seck y Ousmane Sonko, ofrecieron una rueda de prensa conjunta en Dakar sobre las once de la noche en la que dijeron con rotundidad que “una segunda vuelta se anuncia”, en palabras de Seck, aunque no ofrecieron ni un solo dato. “Nos abstenemos de proclamar resultados”, añadió el candidato. “Sólo la Comisión Electoral y el Tribunal Constitucional pueden hacerlo”, dijo Sonko.

La rueda de prensa fue especialmente tensa. Ambos acusaron a “ciertos órganos de prensa, en concreto franceses” de “arrogarse el derecho de publicar resultados inaceptables” que proclamaban la victoria de Macky Sall. Medios franceses como Radio France International y senegaleses como Tele Futur Media, propiedad del cantante y empresario Youssou N’Dour, fueron acusados por los seguidores de ambos candidatos de estar al servicio de Macky Sall. Sonko llegó a hablar de “injerencia” de París sobre el proceso electoral senegalés.

Apenas una hora más tarde, pasada la medianoche, aparecía el primer ministro senegalés, Mahamed Doun Abdallah Dione, en la sede de campaña de la coalición gobernante para hacer una sorprendente declaración. “Hay que felicitar al presidente Macky Sall por su reelección en primera vuelta. Los resultados compilados expresan que nuestro candidato ha resultado ganador con amplia ventaja en 13 de las 14 regiones del país. Podemos esperar una victoria con al menos el 57% de los votos”, aseguró delante de sus seguidores.

Abdallah Dione tampoco ofreció ningún dato, pero instantes antes se había reunido con el propio Macky Sall y con su jefa de campaña, Aminata Touré. Las redes sociales estallaron de indignación por esta declaración que se adelanta a la publicación de datos oficiales. La paradoja es que lo sucedido la noche de este domingo ya se vivió en 2012 cuando el portavoz del entonces presidente Abdoulaye Wade anunciaba su victoria en primera vuelta frente a un líder de la oposición que proclamaba la segunda vuelta. Ese líder de entonces se llamaba Macky Sall.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >