Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un vídeo muestra a un supuesto doble de Khashoggi salir del consulado saudí en Estambul

El sospechoso de suplantar la identidad del periodista llevaba su ropa, pero en un plano frontal se ve con claridad que se trata de otra persona, según la CNN

A la izquierda, el periodista Jamal Khashoggi; a la derecha, el supuesto doble.
A la izquierda, el periodista Jamal Khashoggi; a la derecha, el supuesto doble.

Un vídeo publicado este lunes por la CNN muestra a un supuesto doble del periodista saudí Jamal Khashoggi, muerto en el consulado de su país en Estambul el pasado 2 de octubre, salir por la puerta trasera de la legación diplomática ese mismo día vestido con la ropa que llevaba el reportero. El doble que supuestamente se hace pasar por Khashoggi, que reside desde 2017 en EE UU, es uno de los 15 funcionarios saudíes que el 2 de octubre llegaron por la mañana a esta ciudad turca y se fueron por la noche, según la grabación de las cámaras de seguridad. La filtración llega solo un día antes de que el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, comparezca para anunciar los resultados de la investigación sobre la desaparición y muerte del periodista.

El supuesto montaje, según la CNN, tenía como fin defender que el desaparecido abandonó el consulado sin problemas. Sin embargo, más allá de la vestimenta, el individuo que sale del edificio es otra persona, tal y como se puede observar en un plano frontal en el que se ve con claridad el rostro del sospechoso. Las imágenes proceden de diversas cámaras de seguridad situadas en los aledaños de la legación. El sospechoso, según la cadena de noticias, es Mustafá al-Madani, uno de los miembros del equipo de 15 ciudadanos saudíes que llegó a Estambul en dos aviones y visitó el consulado del país árabe el mismo día en que Khashoggi fue visto por última vez entrando en la legación. Según los medios turcos, el periodista fue ejecutado por un comando de agentes saudíes cercanos al príncipe heredero, Mohamed bin Salman (MBS), que viajó a Estambul el 2 de octubre.

Sin embargo, la fiscalía general de Arabia Saudí aseguró este sábado que los resultados preliminares de su investigación sobre el caso Khashoggi muestran que murió en el consulado saudí en Estambul "después de una pelea con personas con las que se encontró allí", según un comunicado citado por medios estatales. Hasta entonces, Riad no había admitido que el periodista, crítico con la monarquía absoluta saudí, había fallecido, tal como habían sugerido Turquía y Estados Unidos. "Las investigaciones están todavía en marcha y 18 ciudadanos saudíes han sido arrestados", afirmaba el comunicado de Arabia Saudí.

Este caso ha provocado que varios países alcen la voz contra Riad por sus explicaciones confusas y contradictorias de la desaparición del periodista, que escribía para The Washington Post y estaba de visita en Estambul el 2 de octubre para obtener unos documentos para casarse con su prometida, Hatice Cengiz. Este lunes, por ejemplo, Alemania ha instado a sus socios europeos a que sigan su ejemplo y suspendan la venta de armas a Arabia Saudí. "Solo si todos los países europeos se ponen de acuerdo tendrá un efecto en el Gobierno de Riad", ha dicho esta mañana el ministro de Economía alemán, Peter Altmaier, a la televisión pública ZDF después de que este domingo la canciller, Angela Merkel, anunciase la suspensión de la venta de armamento a Riad. España, por el momento, ha evitado unirse a la línea europea más crítica.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información