Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colau hará “lo imposible” para que las personas rescatadas por el ‘Open Arms’ no acaben en un CIE

Barcelona recibirá a los 60 migrantes rescatados el sábado en el Mediterráneo por el barco de la ONG catalana después de que así lo autorizara el Gobierno

Migrantes, en el Open Arms, ayer. EPV

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha asegurado que el Ayuntamiento hará "lo imposible" para que las 60 personas migrantes que fueron rescatadas a la deriva en el Mediterráneo por la ONG Proactiva Open Arms, y que llegarán a Barcelona el miércoles después de que así lo autorizara el Gobierno, no acaben en un Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE). "Hace mucho tiempo que hemos pedido el cierre del CIE de Barcelona. Es un agujero negro de los derechos humanos y por eso no lo queremos ni en nuestra ciudad ni en ningún sitio. Es un fracaso, no sirve para nada más que para causar dolor y sufrimiento. Lo hemos llevado a los tribunales porque no tenemos competencia para cerrarlo, pero creemos que es irregular que esté en nuestra ciudad", ha declarado Colau en una entrevista en Catalunya Ràdio

La alcaldesa ha destacado que quieren acoger a las personas que van en ese barco "para garantizar sus derechos y tratarlas como personas sin distinción". Colau ha sido tajante respecto a los migrantes rescatados en el Mediterráneo: "Nadie se lanza al mar arriesgando su vida si no es porque realmente lo necesita. Distinguir a las personas según de dónde vengan creo que es inmoral y no está justificado desde el punto de vista de la legislación de derechos humanos". Colau ha afirmado que atenderán a estos migrantes "lo mejor posible" y ha destacado que Barcelona tiene experiencia en estas cuestiones, pero ha reclamado al Gobierno central más recursos para atender a los migrantes que lleguen a la ciudad. Asimismo, la alcaldesa ha explicado que en los últimos 15 días han atendido a unas 500 personas que han llegado en patera a Andalucía y que la Cruz Roja ha enviado a Barcelona.

La alcaldesa ha alabado especialmente la labor de la ONG catalana Proactiva Open Arms: "Siempre lo hemos dicho, no solo admiramos su trabajo, sino que reivindicamos que lo hagan los estados europeos en lugar de poner tantas trabas y dificultades. Lo más importante, lo primero, es salvar vidas". Colau ha sido muy crítica con la Unión Europea, de la que ha dicho "está fallando" cuando "se fundó para salvar vidas humanas".

Fuentes del Ayuntamiento de Barcelona han confirmado que el dispositivo de acogida habitual del que dispone el Consistorio será suficiente para atender al poco más de medio centenar de personas que llegan a bordo del Open Arms.

En cuanto desembarquen, los inmigrantes recibirán atención médica, de alojamiento y de alimentación para cubrir las necesidades básicas tras varios días en alta mar. Después, los técnicos municipales realizarán entrevistas sociales individuales para "saber qué perfil tiene cada uno, sus necesidades y los recursos de los que disponen", han explicado fuentes del Consistorio. A los menores se les derivará a la Dirección General de Atención a la Infancia y a la Adolescencia (DGAIA), que se hará cargo de sus cuidados. El Consistorio ha anunciado que también ofrecerá apoyo jurídico a todos aquellos que quieran solicitar asilo. 

Aunque Barcelona les ofrecerá acogida durante los primeros días, fuentes del Ayuntamiento han matizado que, en algunos casos, su destino final no era España, sino otros países europeos donde ya viven algunos familiares. Así, el Consistorio también ayudará a los migrantes a restablecer sus redes de apoyo y a contactar con sus familiares en otros países europeos. 

Más información