Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos muertos por un tiroteo en la Universidad Central de Michigan

El sospechoso, un hombre de 19 años, todavía no ha sido detenido, según ha informado la institución educativa

Tiroteo en Míchigan
Agentes de policía, este viernes en la Universidad Central de Michigan.

Dos personas han muerto este viernes por un tiroteo registrado en la Universidad Central de Michigan, en el norte de Estados Unidos. La policía ha atribuido la matanza a una "situación doméstica". El sospechoso, que ha huido del lugar, ha sido identificado como un joven de 19 años. Ninguno de los fallecidos era estudiante y no hay más heridos, según ha informado la universidad. Funcionarios de la ciudad en Mount Pleasant, donde se encuentra el campus, han dicho que el sospechoso es un hombre negro de 19 años "armado y peligroso" llamado James Eric Davis, Jr. También han informado de que lleva pantalones vaqueros amarillos mostaza y una sudadera azul con capucha. Eric Davis mide 1,77 metros y pesa 61 kilos, según la universidad.

"Hubo un informe de disparos en Campbell Hall en el campus. El sospechoso sigue prófugo, la policía aconseja a todos que se refugien ", ha escrito la Universidad Central de Michigan en su web y en su cuenta oficial de Twitter. La policía recomienda a los ciudadanos llamar al 911 si ven a alguien o algo sospechoso.

Las alertas se activaron por la mañana, después de que los servicios de seguridad recibiesen los primeros avisos de disparos en el campus. La universidad ha ordenado un bloqueo de su campus mientras se esclarecen los hechos y las autoridades han recomendado evitar la zona.

El gobernador de Michigan, Rick Snyder, ha explicado en Twitter que está en "constante contacto" con las fuerzas de seguridad para averiguar las circunstancias de este tiroteo. "La prioridad ahora es la seguridad de quienes aún están en el campus y doy las gracias a los primeros efectivos implicados por su rápida respuesta", ha añadido.

El pasado 14 de febrero, en pleno día de San Valentín, la tranquila localidad de Parkland (30.000 habitantes), a una hora en coche al noroeste de Miami (Florida), vio cómo un exalumno expulsado por indisciplina abría fuego en la escuela secundaria Stoneman Douglas dejando un reguero de sangre y espanto con 17 muertos y 15 heridos. La masacre superó a la de Columbine (1999), donde hubo 15 muertos incluyendo a los dos tiradores adolescentes, estudiantes del centro.

Más información