Trump autoriza a la CIA a matar terroristas con drones

El poder para atacar con aparatos no tripulados estaba reservado hasta ahora al Pentágono

Imagen tomada en Yemen, avisando de la presencia de drones en la zona.
Imagen tomada en Yemen, avisando de la presencia de drones en la zona.YAHYA ARHAB (EFE)

Donald Trump, presidente de Estados Unidos, ha hado poder a la CIA para matar a terroristas con drones, un tipo de acción que hasta ahora estaba reservada a los militares del Pentágono. El diario The Wall Street Journal, con fuentes oficiales no identificadas, informa de que esta decisión que se mantenía en secreto levanta uno de los límites impuestos por la Administración de Barack Obama a la agencia de espionaje.

Más información
Trump is applauded by his cabinet as he signs an executive order in the Oval Office at the White House in Washington
La reforma sanitaria de Trump dejará sin cobertura a 24 millones de personas en 10 años
Crece la presión a Trump para que demuestre o retire su acusación de espionaje a Obama
El secretario de Estado de Trump se vuelve invisible

El periódico recuerda que, con el esquema anterior, los drones de la CIA se usaban para labores de reconocimiento y recogida de información con el fin de localizar personas sospechosas de terrorismo, y después el ataque lo realizaban los militares. Ese "enfoque híbrido", según el Journal, se utilizó por ejemplo para el ataque que terminó con la vida del líder talibán Ajtar Mansur en mayo de 2016 en Pakistán. Obama se inclinaba por pedir a los militares que ejecutaran esas acciones con el fin de garantizar transparencia en sus acciones, algo que no afecta en igual medida a la CIA, informa Efe.

Las fuentes dijeron que la primera vez que la CIA usó esa prerrogativa fue a fines de febrero pasado en un ataque en el norte de Siria que terminó con la vida del dirigente de Al Qaeda Abu al Jair al Masri, yerno de Osama bin Laden. Al Qaeda había confirmado el 2 de marzo la muerte de Al Masri, por la acción de un avión no tripulado, pero es la primera vez que, según el Journal, se sabe que fue un dron de la CIA el encargado de lanzar el ataque.

La nueva orden se aplica específicamente para las operaciones de la CIA en Siria, pero eventualmente podría ampliarse a otros escenarios de la lucha contra el yihadismo, como Yemen, Libia, Somalia o cualquier otro lugar.

El subdirector de la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (UCLA, según sus siglas en inglés), Christopher Anders, ha dicho que "hay muchos problemas con el programa de drones y el programa de asesinatos selectivos"; y ha recalcado que "la CIA debería estar al margen de las órdenes sobre bombardeos".

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Así, ha explicado que la CIA podría "tener un papel de ayuda" para localizar objetivos, agregando que "la decisión sobre si bombardear o no debería llegar de la cadena de mando del Ejército", tal y como ha recogido el diario estadounidense The Hill.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS