Sudáfrica inicia uno de los mayores ensayos clínicos de vacuna contra el sida

Más de 5.400 hombres y mujeres jóvenes participarán en la investigación durante cuatro años

Inicio de aplicación de la vacuna experimental contra el Sida este miércoles cerca de Pretoria, Sudáfrica.
Inicio de aplicación de la vacuna experimental contra el Sida este miércoles cerca de Pretoria, Sudáfrica.MUJAHID SAFODIEN (AFP)

La esperanza de acabar con la epidemia del Sida ha abierto una nueva etapa este miércoles. Sudáfrica ha emprendido uno de los mayores ensayos clínicos de una vacuna experimental para prevenir el contagio del VIH. Más de 5.400 hombres y mujeres jóvenes participarán en la prueba, que durará cuatro años. Los científicos esperan que este esfuerzo sea "el último clavo en el ataúd" de la enfermedad.

Más información
El VIH conquistó América desde Haití y Nueva York
“Nos hemos pasado de optimistas con el VIH. Es una patología seria”
Salvar vidas en mitad de la selva
Barreras para el VIH en el ‘Corredor’ del sur de África

La seguridad de la vacuna sudafricana ya ha sido probada con éxito durante 18 meses en 252 voluntarios. El nuevo estudio, lanzado la víspera del Día Mundial de la lucha contra el Sida, se aplicará a personas sexualmente activas de entre 18 y 35 años en 15 regiones de Sudáfrica. En este país hay siete millones de personas viviendo con el virus, el 19,2% de la población, una de las tasas más altas del mundo.

Esta vacuna es una adaptación de una cepa de VIH del África meridional, utilizada en un ensayo realizado con 16.000 personas en Tailandia en 2009. Esa prueba logró reducir el riesgo de infección en más del 30% durante los tres años y medio posteriores al primer pinchazo. "Si logramos una tasa de eficacia del 50%, podríamos considerarla una vacuna eficaz", ha declarado a la agencia France Press la presidenta del Consejo de Investigación Médica de Sudáfrica, Glenda Gray.

Una de los 5,400 voluntarios de entre 18 y 35 años que participará en la prueba de la vacuna contra el Sida, este miércoles en Pretoria.
Una de los 5,400 voluntarios de entre 18 y 35 años que participará en la prueba de la vacuna contra el Sida, este miércoles en Pretoria.MUJAHID SAFODIEN (AFP)

El estudio está dirigido por dicho organismo, el Instituto Nacional de Salud de EE UU, la Red de Ensayos de Vacunas contra el VIH, la Fundación Bill y Melinda Gates, y las farmacéuticas Sanofi Pasteur y GlaxoSmithKline.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

"Si se despliega junto a nuestro actual arsenal de herramientas de prevención de VIH una vacuna segura y efectiva, podría ser el último clavo en el ataúd del VIH", ha dicho el director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas estadounidense (NAID, por sus siglas en inglés), que también ha tomado parte en el estudio.

Desde hace más de 30 años se ha intentado sin éxito desarrollar una vacuna eficaz contra el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), descubierto a principios de la década de los 80. Solo la mitad de los 36 millones de personas que viven con VIH en el mundo tienen acceso a antiretrovirales, según datos de ONUSIDA.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS