Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El funeral del joven palestino asesinado se convierte en una protesta masiva

Miles de personas asisten a las exequias, que coinciden con el primer viernes del Ramadán

Disturbios en Jerusalén Vídeo: Reuters Live!

El barrio de Shuafat, en Jerusalén Este, fue el viernes escenario de graves algaradas callejeras por tercer día consecutivo. El primer viernes de oración de este Ramadán coincidió con las exequias del joven palestino Mohamed Abu Jadair, vecino de ese distrito, cuyo cadáver fue hallado carbonizado el miércoles en el oeste de Jerusalén. Los árabes de Shuafat están convencidos de que el crimen fue una venganza por el asesinato de tres estudiantes judíos en Cisjordania, encontrados muertos el lunes cerca de Hebrón. El Gobierno de israel culpa de este crimen a la organización islamista Hamás, considerada grupo terrorista por la Unión Europea y EE UU.

La policía israelí sigue investigando la autoría del asesinato de Abu Jadair, pero incluso en medios israelíes como el diario Haaretz, que cita fuentes policiales, existe la sospecha de que fue un crimen racista en represalia por el de Cisjordania.

El funeral del joven Abu Jadair atrajo a miles de palestinos, que esperaron el coche fúnebre entre banderas, pancartas con su efigie y fuertes medidas de seguridad. Cuando llegó, a primera hora de la tarde, lo recibieron con gritos de “Alá es grande”. La salida del cadáver hacia el cementerio fue el pistoletazo para una batalla campal que se adueñó de Shuafat hasta la noche. Los palestinos cruzaron contenedores, tiraron cohetes pirotécnicos y lanzaron piedras contra los controles policiales de las inmediaciones. Los israelíes respondieron con material antidisturbios. En las primeras refriegas se escuchaba el tableteo de armas automáticas proveniente del lado palestino.

La policía aguantaba la presión a pleno sol y cargaba cuando aflojaban los palestinos, muchos de los cuales observan este mes el ayuno del Ramadán. Según fuentes palestinas, resultaron heridos unos 20 manifestantes. “Muchos en Shuafat somos parientes” del fallecido, explicaba un joven llamado Mohamed antes de la algarada. Esto, dijo, agrava la “gran rabia” por el asesinato: “Han elegido a la víctima equivocada”. Al lado, un grupo de jóvenes preparaba adoquines para más tarde.

Netanyahu condena el asesinato del joven palestino. Reuters Live!

Mientras tanto, en la franja de Gaza continuaron los ataques con cohetes y morteros contra Israel. Por la mañana, un portavoz del Ministerio de Exteriores egipcio confirmó que El Cairo está mediando entre Hamás y el Gobierno israelí para detener la escalada de tensión, informa Ricard González. Según la televisión británica BBC, ambas partes están a punto de declarar un alto el fuego. Los portavoces del Ejecutivo israelí declinaron ayer comentar este punto. La Fuerza Aérea reanudó el viernes por la noche los ataques en Gaza tras casi dos días sin bombardeos. Un portavoz aseguró que alcanzaron tres objetivos de Hamás en la zona.

El viernes se registró, no obstante, un tiroteo en el que al menos un palestino resultó herido. Según el Ejército, dos sospechosos se acercaron a la valla de seguridad con una bomba.

El jueves, las Fuerzas Armadas anunciaron una estrategia de distensión, según la cual Israel “responderá al silencio con silencio”. El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu amenazó con recurrir a la fuerza en el caso de que continúen los ataques desde Gaza. Pero también él usó un tono comparativamente conciliatorio en la víspera de un viernes de máxima tensión entre Israel y los palestinos.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información