Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Escándalo del ciberespionaje

Alemania y Francia ultiman una condena al espionaje de Estados Unidos

Londres, principal aliado de Washington en la UE, no se opone, pero quiere ver el texto definitivo

Angela Merkel y François Hollande, en Bruselas.
Angela Merkel y François Hollande, en Bruselas. AFP

No era el tema que iban a discutir, pero el escándalo del espionaje de EE UU se ha apoderado de la cumbre europea que se celebra durante el jueves y el viernes. Francia y Alemania ultimaban a última hora de la tarde un acuerdo para lanzar una condena europea a las prácticas reveladas por el exagente de la Agencia Nacional de Seguridad estadounidense (NSA), Edward Snowden, según fuentes conocedoras de las conversaciones.

Alemania y Francia quieren mostrar “el enfado y frustración” que invade a los líderes tras las revelaciones de que pocos se han librado de la curiosidad del Gobierno de Barack Obama, incluida la propia canciller alemana, Angela Merkel. Los líderes tienen aún que decidir si esta condena se incluirá en las conclusiones de la cumbre o si, por el contrario, se publicará como un comunicado independiente. Las fuentes consultadas aseguran que Reino Unido, el mayor aliado de EE UU en el continente, no se opone a esta iniciativa, aunque sí quiere ver el texto pactado antes de dar su aprobado definitivo.

Las prácticas de los servicios de inteligencia de EE UU han protagonizado los comentarios de los líderes a su entrada en la reunión. “Espiarse entre amigos es inaceptable”, ha señalado Merkel. El presidente de la Comisión Europea ha sacado mano incluso del recuerdo de la época comunista para criticarlas. “Hubo una parte de Alemania en la que la policía política espiaba a la gente todos los días. Así que sabemos muy bien qué pasa cuando el Estado usa sus poderes para entrometerse en las vidas de las personas”, ha asegurado José Manuel Barroso.

El primer ministro italiano, Enrico Letta, ha dicho que las conclusiones de la cumbre deberían recoger algún tipo de condena de estas prácticas; mientras que su homólogo belga, Elio di Rupo, ha exigido medidas concretas. El presidente del Parlamento Europeo, el socialdemócrata alemán Martin Schulz, ha propuesto suspender temporalmente las negociaciones de libre comercio con EE UU. El jefe de Gobierno español, Mariano Rajoy, y el presidente francés, François Hollande, han sido de los pocos líderes que no se han pronunciado sobre el tema a su entrada en el Consejo.