Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Obama promete más transparencia en el programa de los ‘drones’

El presidente participó este jueves en una entrevista con ciudadanos a través de Google Plus

El presidente Obama viajó esta semana a tres Estados para explicar a los ciudadanos sus últimas propuestas.
El presidente Obama viajó esta semana a tres Estados para explicar a los ciudadanos sus últimas propuestas. AFP

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, asegura que su Administración debe ser más transparente acerca del uso de aviones no tripulados -drones-, en su lucha contra el terrorismo. Obama participaba este jueves en un encuentro con ciudadanos a través de Internet cuando respondió a las recientes críticas sobre la legalidad de este programa, su impacto en víctimas civiles y su uso contra sospechosos estadounidenses.

“Creo que no es suficiente que los ciudadanos deban aceptar mi palabra de que lo que estamos haciendo es lo correcto”, aseguró Obama durante una conversación convocada por Google Plus y que fue retransmitida a través del canal de la Casa Blanca en YouTube. “Yo no soy una persona que crea que el presidente deba tener la autoridad para hacer lo que quiera, cuando quiera, con la única justificación de que forma parte de la lucha contra el terrorismo”.

Obama prometió colaborar con el Congreso para crear un “mecanismo” que controle el uso de aviones no tripulados. La Administración demócrata ha recibido duras críticas en las últimas semanas tras salir a la luz un documento interno del Departamento de Justicia que dotaba de base legal al uso de drones para matar estadounidenses sospechosos de terrorismo en el extranjero.

Aquella revelación coincidió además con la primera audiencia en el Senado para confirmar la nominación de John Brennan como director de la CIA. Brennan, hasta ahora asesor de Obama en materia de seguridad nacional, perteneció a la agencia de espionaje y fue uno de los responsables de desarrollar el programa de drones en Yemen, Afganistán y Pakistán. Un día antes de su comparecencia, varios senadores republicanos exigieron al presidente mayor acceso a información sobre este programa, así como la creación de un tribunal especial que juzgue la legalidad del uso de drones, caso por caso.

La Administración defendió estas semanas que esto sería difícil, pero Obama afirmó en su discurso sobre el estado de la Unión que quiere asegurarse de que “nuestros esfuerzos sean más transparentes para los estadounidenses y para el resto del mundo”. El presidente también considera, según declaró este jueves, que debe trabajar con el Congreso para garantizar que “existe un mecanismo para que el público entienda lo que ocurre, cuáles son los límites y cuáles son los parámetros legales” de estas acciones militares.

Obama respondió este jueves a 23 preguntas seleccionadas entre las más 133.000 recibidas por la Casa Blanca. Una de ellas, planteada por un ciudadano de Nueva York, cuestionó específicamente el uso de drones en Irak y la muerte de víctimas civiles en algunos de los ataques. El presidente especificó que EE UU sólo ha empleado aviones no tripulados “para labores de vigilancia” en territorio iraquí, y “para garantizar la seguridad del recinto de la embajada”.

“Quiero asegurarme de que los ciudadanos entienden que los drones no han causado gran cantidad de víctimas civiles”, añadió el presidente. “En su mayoría se trata de ataques precisos contra Al Qaeda y sus colaboradores y tenemos mucho cuidado en su realización”. Obama rechazó la descripción de los ataques como “aleatorios” y especificó que consisten en un esfuerzo “objetivo contra las personas que están en la lista de terroristas activos que intentan dañar bases, instalaciones y ciudadanos estadounidenses”.